Para el mes de junio es muy probable que el Fondo Monetario Internacional (FMI) recorte sus estimaciones sobre la economía mundial, reconoció Kristalina Georgieva, directora gerente del organismo.

En abril pasado, el FMI estimó un decrecimiento en la economía mundial de -3% del PIB a causa de la propagación del virus COVID-19 y las medidas de distanciamiento social.

Durante una videoconferencia organizada por Financial Times, Georgieva señaló que la pandemia del coronavirus ha impactado con más fuerza de lo previsto en la actividad económica de algunos países.

"Con la crisis extendiéndose, los datos recientes de muchos países son peores de lo que se esperaba", dijo Georgieva.

"Es muy probable que tengamos que actualizar nuestras proyecciones en algún momento de junio, y hasta ese punto nuestra expectativa indica que tendremos otra serie de malas noticias respecto a cómo nos irá en 2020".

Señaló que, a pesar de las malas perspectivas, las medidas adoptadas, que han movilizado 8.7 billones de dólares se busca estabilizar a la economía mundial.

Georgieva se refirió también a los efectos de la pandemia en las naciones en desarrollo, indicando que el FMI estaba viendo maneras de revisar al alza su estimación de los fondos necesarios para apoyar a estos países.

Sobre Argentina, que está intentando reestructurar su deuda soberana, destacó que el Gobierno del presidente Alberto Fernández estaba tratando de hacer lo correcto para su país.

"Estamos muy interesados en apoyar a la Argentina en su lucha contra la doble crisis; la crisis del coronavirus y el problema de la sostenibilidad de la deuda, eso es claramente bastante grave", advirtió. 

(Con información de agencias)