Habitantes del municipio de Las Rosas, en el estado de Chiapas, realizaron destrozos y saqueos en el Hospital Básico Comunitario, así como en las instalaciones del ayuntamiento de la localidad y a la vivienda del alcalde, además de quemar una ambulancia, luego de difundirse rumores sobre una posible propagación del Covid-19 a través de fumigaciones.

De acuerdo con las autoridades locales, en la madrugada de este jueves un grupo de personas realizaron destrozos; quemaron un vehículo, agredieron a personal de Salud que se encontraba en esos momentos y bloquearon los accesos al municipio, por lo que la Fiscalía General del Estado (FGE) inició una carpeta de investigación por los hechos.

“El responsable de la procuración de Justicia en Chiapas resaltó que luego de conocer la noticia... instruyó el envío de un grupo especial de ministerios públicos, policías y peritos para iniciar las diligencias de investigación (...) tendientes a esclarecer los hechos”.

El Ayuntamiento de Las Rosas aseguró que estos sucesos son “orquestados por falsos líderes que sobrepasan el bien común en tiempos vulnerables como lo es esta contingencia sanitaria, por fines perversos y temerarios cuyo único objetivo es desestabilizar a la población y evitar el progreso y desarrollo del municipio”.

Añadió que procederá en contra de los autores intelectuales y materiales y que suspenderá las fumigaciones con el objetivo de “evitar malos entendidos”.

arizbet.garcia@eleconomista.mx