Los delitos sin denuncia ni investigación en México aumentaron en el 2015 cerca de niveles récord, principalmente por la desconfianza de la población en la actuación de las autoridades para combatir el crimen, de acuerdo a una encuesta oficial divulgada el martes.

La llamada "cifra negra" alcanzó un 93.7% en 2015, superando el 92.8% de 2014, según una encuesta sobre victimización y seguridad del autónomo instituto nacional de estadística, INEGI.

NOTICIA: Recortan subsidio para seguridad en estados

El número estuvo apenas por debajo del 93.8% que alcanzó en 2013, el máximo registrado por el estudio desde que empezó a elaborarse hace seis años.

Un 63% de las causas para no denunciar recaen sobre las mismas autoridades, según los encuestados, quienes piensan que hacerlo es una pérdida de tiempo o incluso temen que los propios agentes del orden puedan extorsionarlos o tratarlos de forma hostil.

La encuesta, elaborada entre marzo y abril de este año entre 95,714 viviendas, mide delitos como robo en distintas modalidades, fraude, extorsión, secuestros y delitos sexuales, pero no incluye narcotráfico, delincuencia organizada ni trata de personas, precisó el INEGI.

NOTICIA: Nueva zonificación delictiva, propuesta por los alcaldes

El narcotráfico se ha convertido en un gran problema en México, corrompiendo a instituciones y provocado decenas de miles de muertos en los últimos años, pero otros crímenes como el homicidio también han repuntado, de acuerdo con datos oficiales.

En agosto, se cometieron 1,938 homicidios dolosos en el país, la cifra más alta para un mes desde que el presidente Enrique Peña Nieto asumió la presidencia a fines de 2012, según cifras de la Secretaría de Gobernación.

El estudio del INEGI mostró también que el costo de la inseguridad y el delito en hogares -que incluye pérdidas económicas, gastos en salud y medidas preventivas-, sumó el año pasado 236,800 millones de pesos (12,200 millones de dólares), equivalentes a un 1.25% del Producto Interno Bruto (PIB).

Sin embargo, la cifra fue menor que el 1.27% de 2014 y que el máximo de 1.57% en 2010.

NOTICIA: La ofensiva, sin identificar origen de violencia

El estado de Tamaulipas, en la frontera con Estados Unidos, es uno de los que sufre mayor violencia del narcotráfico, pero en la encuesta es el Estado de México, vecino de la capital del país, el considerado como el más inseguro por sus habitantes, con un 90.6% de los encuestados que lo califican así.

Le siguen el sureño estado de Tabasco, con el 87.9%, y Tamaulipas, con el 86.2 por ciento.

rarl