El candidato presidencial de la coalición Movimiento Progresista, Andrés Manuel López Obrador, indicó que sus adversarios lo pueden criticar de todo menos de ser corrupto, porque durante 35 años se ha mantenido al margen de ello.

En su tradicional conferencia mañanera, el abanderado de los partidos de la Revolución Democrática (PRD), del Trabajo (PT) y Movimiento Ciudadano indicó que le pueden decir peje, pero no soy lagarto .

Sostuvo que llevo 35 años luchando por mis ideales y no tengo nada de que avergonzarme, he resistido todas las tentaciones, mis adversarios pueden decir lo que quieran de mi, pero no podrán decir que soy corrupto .

López Obrador señaló que a lo largo de su trayectoria ha rechazado relación alguna con personajes corruptos, a quienes prefirió no nombrar porque, dijo, se le iría todo el día y su avión lo estaba esperando para trasladarse a un mitin que tiene más tarde en Nayarit.

Por otra parte, el político tabasqueño pidió que el candidato del PRI-PVEM, Enrique Peña Nieto, aclare los más de 40 viajes que hizo a Miami, Florida, Estados Unidos, en aviones privados, ya que señaló estaba más en ese lugar que en Tlalnepantla.

El ex jefe de gobierno del Distrito Federal también criticó al abanderado de la coalición Compromiso por México por difundir un decálogo de compromisos, cuyo contenido ya está en la Constitución, en lugar de hacer campaña.

Son demagogia sus compromisos de respetar la libertad religiosa o la de expresión , añadió.

En otro tema, expresó que le gustaría que los candidatos tuvieran más tiempo para exponer sus ideas y propuestas en el próximo debate del Instituto Federal Electoral (IFE), además de que se logre la transmisión en cadena nacional.

Comentó que al entrar al último mes de su campaña no prevén ningún cambio en la estrategia y que sólo se concentrarán en abarcar todas las casillas con representantes para cuidar el voto.

APR/MIF