Culiacán. – Los cárteles de las drogas también han resentido los efectos de la sequía y las heladas, principalmente en el norte del país, por lo que la erradicación de cultivos de mariguana y amapola ha disminuido en el país en los últimos años.

A raíz del problema que ataca a todo el país, los narcotraficantes ven en los laboratorios clandestinos de elaboración de drogas sintéticas, un negocio más lucrativo.

Cifras oficiales indicaron que la erradicación de mariguana bajó de 31,300 hectáreas en 2005 a 17,400 en 2010, lo cual representa una reducción de 44%.

El general Moisés Melo García, comandante de la Tercera Región Militar, que comprende Sinaloa y Durango, aseveró que las organizaciones criminales han diversificado en sus operaciones ilícitas y están apostando por los laboratorios clandestinos de elaboración de drogas sintéticas, como cristal y metanfetaminas.

Con información de 24 Horas.

MIF