El Senado aprobó un acuerdo de la Junta de Coordinación Política, para exhortar al Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México, a que investigue la actuación de los jueces y magistrados en el caso de Abril Pérez Sagaón.

En el acuerdo, se refrenda su condena a la violencia en contra de mujeres y niñas, y reprobó hechos recientes, en los que han perdido la vida, víctimas de feminicidios o donde se han violentado los derechos de las mujeres.

Por ello también piden que se deslinde las responsabilidades procedentes a los impartidores de justicia, y se presente los resultados al escrutinio de la sociedad.

Los senadores también solicitaron a la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México revisar la actuación de los agentes del Ministerio Público que tuvieron conocimiento del caso y deslinden responsabilidades.

Al aprobar el dictamen sobre el punto de acuerdo, los legisladores reconocieron que los casos de violencia de género han permeado en el ánimo de la sociedad y evidencian una realidad en la que los derechos de las mujeres son violentados de manera sistemática, y en la mayoría de los casos, sin sanción alguna.

El documento asienta que de acuerdo con datos de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, de enero a octubre de 2019, se han registrado 809 feminicidios a nivel nacional.

Además, en el mismo periodo se registraron 2,309 casos en el país, de presuntas víctimas mujeres de homicidio doloso; 55,716 casos de lesiones dolosas en contra de mujeres, y 357 casos de mujeres víctimas de secuestro.

También, que se registraron 10 casos de mujeres víctimas de tráfico de menores; 1,248 delitos por corrupción de mujeres menores; 326 de trata de personas mujeres; 4,543 llamadas de emergencia relacionadas con mujeres víctimas de abuso sexual, y 6,362 llamadas de emergencia por acoso u hostigamiento sexual.

Y finalmente, se han reportado 3,272 llamadas de emergencia relacionadas con incidentes de violación; 235,702 llamadas relacionadas con incidentes de violencia de pareja, y 603,838 llamadas de emergencia por violencia familiar.