Tijuana, BC. Innumerables quejas han surgido de parte de los tijuanenses que pretenden revalidar sus tarjetas de circulación, pues a partir de este 2014 se hizo obligatoria la verificación vehicular como requisito, pero la capacidad de atención en los centros ha sido insuficiente.

Las filas para realizar este trámite son interminables, demoran hasta cinco horas o más y, al final, muchos automovilistas no alcanzan a concluir el trámite y pierden el día, lo que provoca enojos.

El gobierno de Baja California dispuso de 16 verificentros en toda la entidad, seis de éstos en Tijuana, en los cuales incluso se amplió el horario de atención por cuatro horas más para recibir automovilistas de lunes a sábado, en un tiempo de 16 horas, de 6 de la mañana a 10 de la noche.

A pesar de que la verificación vehicular se promulgó como obligatoria desde el 16 de julio del 2012, el gobierno estatal otorgó una prórroga para cumplir con el requisito, siendo ya obligatorio a partir de este 2014 para renovar tarjetas de circulación.

Los costos de la verificación son de 242 pesos para modelos 2007 y anteriores y de 302.50 pesos para modelos 2008 en adelante. El holograma recibido tiene una vigencia de dos años. Los modelos 2014 no serán sujetos de verificación.

El trámite conlleva algunos incentivos para los automovilistas, tales como un seguro de vida por 100,000 pesos, así como servicio de grúa para asistencia.

Critican insuficiente capacidad

Karim Chalita Rodríguez IV, presidente de la Cámara Nacional de Comercio de Tijuana (Canaco), indica que la capacidad de los verificentros está por debajo de la demanda, pues tan sólo en Tijuana se cuenta con un padrón de 600,000 vehículos, aproximadamente, es decir, a cada uno de los seis verificentros le corresponden 100,000 autos.

Se debe revisar a fondo este tema e incluso contemplar si se puede cambiar el esquema para que la ciudadanía y el sector productivo, que están siendo afectados ante estas medidas, puedan recurrir a una prórroga o, en su defecto, realizar el pago y posteriormente hacer la verificación .

El dirigente informa que muchos de estos vehículos son utilizados para el sector productivo comercial y, por lo tanto, deben cumplir actividades a distancia dentro y fuera del estado, así como en Estados Unidos.

Además, observa que no se expide factura por este trámite, cuando ello sería de beneficio para las empresas al servir de deducible.

El gobierno hoy más que nunca tiene que aumentar su eficiencia recaudatoria, pero a su vez, tiene que contemplar las necesidades de los ciudadanos y del sector productivo, es muy importante facilitar la manera en que se recauda y se cumple con las normativas que exige ley , opina.

Se Reporta 21% de avance

Por su parte, Martha Fonseca Sánchez, directora de Gestión Ambiental de la Secretaría de Protección al Ambiente del estado, dio a conocer que, al momento, 21% del padrón vehicular en Baja California ha cumplido con la verificación, lo que significa que 206,000 unidades han realizado su trámite desde el inicio del programa, en julio del 2012.

El mayor número de verificaciones vehiculares se ha dado en Tijuana, con 103,285; en Mexicali, con 59,492; en Ensenada, con 28,905; en Tecate, con 9,899, y en Rosarito, con 4,580.

[email protected]