Representantes de 54 universidades mexicanas denunciaron en la primera asamblea del movimiento #YoSoy132, culminada la noche del miércoles, que "se está gestando un fraude" en el proceso para la elección presidencial del 1 de julio a favor del candidato del PRI, Enrique Peña Nieto.

Reconocemos que se está gestando un fraude electoral, que puede llevar al país a una crisis social y política de mayor profundidad", afirmaron los estudiantes en sus resoluciones provisionales, que deberán ser ratificadas en cada uno de los centros de estudios participantes.

En la asamblea, celebrada en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), los universitarios insistieron en que el proceso para la próxima elección presidencial está "manipulado" para volver a instaurar en el poder al Partido Revolucionario Institucional (PRI), que gobernó el país de 1929 a 2000.

Nos manifestamos en contra de la manipulación mediática e inconformes con un proceso electoral manipulado que pretende restaurar el viejo régimen político", suscribieron los delegados de 54 universidades y centros de educación superior de todo el país en sus resoluciones.

"Creemos que existe suficiente evidencia para demostrar que la cara actual de ese viejo régimen es el candidato Enrique Peña Nieto", agregaron los jóvenes, conformados en el movimiento #YoSoy132.

Reiteraron que éste es apartidista y advirtieron que, además de presentarse como observadores electorales, se proponen "documentar todo lo que ocurra durante la elección a través de mecanismos audiovisuales, redes sociales y medios de comunicación alternativos" par evitar el supuesto fraude.

Igualmente, invitaron "a otros sectores sociales" que también se sientan "indignados por el estado actual de la nación" a "llevar a cabo distintas manifestaciones pacíficas, creativas y propositivas en todo el país".

#YoSoy132 surgió a partir de lo que se consideró una manipulación por los dos grupos televisivos del país, Televisa y TV Azteca, de una protesta de estudiantes de la Universidad Iberoamericana contra Peña Nieto el 11 de mayo, al hacerse eco de la versión del PRI de que eran alborotadores y no universitarios.

Tras varias manifestaciones en distintos puntos del país, la más concurrida de las cuales tuvo lugar el pasado 23 de mayo en Ciudad de México, el movimiento convocó nuevas concentraciones esta semana ante el Instituto Federal Electoral (IFE), encargado de regular el proceso electoral y en el que dijeron no confiar, y la sede de Televisa.

MIF