La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) informó que 320 presos federales fueron trasladas del Centro Federal de Readaptación Social 1 “Altiplano” al Cefereso 18 de Coahuila, con el fin de cumplir las recomendaciones de las autoridades sanitarias para evitar el contagio y la propagación de Covid-19.

“Lo anterior con el objetivo superior de garantizar el derecho a la salud de las personas privadas de libertad, en el contexto mundial y nacional por la pandemia ocasionada por el nuevo coronavirus”, dijo la SSPC.

La dependencia informó que a través del Organismo Descentralizado de Prevención y Readaptación Social, se cumplió con las medidas previstas en el Protocolo de Actuación para la atención de Covid-19 al interior de Centros Federales de Reinserción Social (Ceferesos), así como las del Plan Operativo para la atención del Covid-19 establecido para estos centros.

“El traslado se realizó con apego irrestricto al respeto a los derechos humanos de las personas privadas de libertad”, mencionó.

Refirió que al momento de su ingreso al Cefereso, las 320 personas permanecerán en un área especial para su observación temporal durante tres semanas, a fin de evitar cualquier riesgo a su salud y la del resto de la población del Cefereso y estarán bajo supervisión médica constante por si llegaran a presentar algún síntoma, de no ser así, se podrán integrar con el resto de la población.

jmonroy@eleconomista.com.mx