Tecamac, Edomex. El candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador (Morena, PT y PES) reconoció que no puede haber impulso al desarrollo del país, al empleo ni a la actividad productiva, sin la participación de los empresarios, por lo que prometió que de ganar las elecciones del 1 de julio, gobernará con una economía mixta.

En un mitin en Tecámac, Estado de México, López Obrador estuvo acompañado por el empresario Marcos Fastlicht. El candidato presidencial dijo que lo invitó para enviar un mensaje de que ya dio por cerrado su diferendo con los inversionistas.

“Estamos muy bien con muchos empresarios, e invité ahora a Fastlicht y a (Edgar) Romo, para que vean lo que la gente está manifestando, expresando. También para que escuchen que se necesita la unidad de todo el pueblo de México y que vamos a sacar a México adelante, con la participación de todos y que ayudan mucho los empresarios a pensar.

“No se podría a pensar en un plan de desarrollo sin los empresarios, para impulsar la actividad productiva de desarrollo, para que haya empleo sin los empresarios, entonces hay este llamado a los empresarios para unirnos y sacar al país del atraso en el que está”, precisó.

Al ser cuestionado acerca de si ya cerró el capítulo de la confrontación con ese sector, dijo: “Sí, ya cerraron las cosas bastante claras, no van a tener los empresarios ningún problema en nuestro gobierno, van a ser respetados, se va a buscar la convergencia con el sector privado, con el sector público y con el sector social, es decir, va a haber economía mixta. No podría el Estado con la inversión pública enfrentar el reto del crecimiento de México, se requiere de la inversión privada, se requiere del sector social. Entonces, amor y paz y México está por encima de intereses personales o grupos, por legítimos que sean, México es lo más importante de todo”, comentó.

López Obrador realizó proselitismo este domingo en Tecámac, Estado de México, y en las delegaciones Gustavo A. Madero y Venustiano Carranza de la Ciudad de México.

No prestan el Zócalo

Andrés Manuel López Obrador confirmó que su idea es realizar el cierre de campaña en el Zócalo de la Ciudad de México, aunque las autoridades capitalinas se lo negaron.

El candidato aseguró que este lunes habrá un diálogo con las autoridades para ese propósito, y añadió que en caso de negársele, el cierre de campaña será en algún otro punto de la Ciudad de México.

“Están queriendo negarnos el Zócalo, pero ya estamos buscando la opción, la alternativa, esto es para el cierre de campaña. Se hizo la solicitud y contestaron que no daban el permiso, pero vamos a esperar”, aseveró.

Se reúne con Morera

Al evento en Gustavo A. Madero acudió la presidenta de la organización Causa en Común, María Elena Morera, quien comentó que acudió a conversar con el candidato, como lo ha hecho —dijo— con los candidatos José Antonio Meade y Ricardo Anaya.

También acudió el candidato a alcalde en GAM, Francisco Chiguil, a quien un grupo de manifestantes le reprochó actos de omisión en el caso News Divine.

Por la tarde, el candidato encabezó dos mítines; uno en la delegación Venustiano Carranza y el otro en Tláhuac.

jmonroy@eleconomista.com.mx