De gira por Tabasco, el candidato presidencial del PRI, Enrique Peña Nieto, dijo que México demanda condiciones de paz y garantizó que respetará la libertad de expresión, aun cuando no se comparta su proyecto.

En el arranque de campaña de Alí de la Torre, candidato del PRI al gobierno de Tabasco, Peña Nieto insistió que en campaña no busca el aplauso fácil o caer en demagogia, tras asegurar que busca imprimirle un cambio para México que dé a los mexicanos mejores condiciones.

Vamos a ganar porque tenemos proyecto y rumbo claro", externó.

Agregó que la sociedad espera responsabilidad y propuesta a sus necesidades y puntualizó que México no merece distinguirse por pobreza.

El país no merece ser un país que se proyecte por inseguridad y violencia, dijo el abanderado presidencial, tras agregar que México demanda condiciones de paz, orden y libertad. Mi proyecto tiene un claro objetivo, acabar con la violencia; no más violencia en este país, se comprometió el priísta.

Asimismo, aseveró que la nación debe entrenar a sus generaciones para la competencia y que para ellos se necesita educación con calidad.

En su discurso, Peña manifestó respeto a la libertad de expresión de quienes están en favor de su proyecto y también de quienes están en contra.

Insistió en que no se debe propiciar los enconos, al decir que México demanda que este ejercicio democrático se realice en paz y orden, donde se escuchen todos los proyectos y a todos los candidatos. Así, Peña dijo que será respetuoso de las libertades del pueblo. Lamentó que otros caigan en la denostación y afirmó que seguirá su estrategia de compromisos.

politica@eleconomista.com.mx