El secretario de Economía de la Ciudad de México, Salomón Chertorivsky, señaló que la recuperación económica en la capital se normalizará antes de que concluya el año. 

Para apoyarla, anunció acciones dirigidas a zonas económicas importantes para reactivarlas, como la Condesa, la Roma y Xochimilco. “Lo más importante para ello es que todos retomemos la calle, los lugares a los que solíamos asistir, que hagamos turismo en la ciudad.

“Que tomemos la ciudad nuevamente. Sobretodo ayudamos a las zonas afectadas si vamos a consumir en ellas”.

Mencionó que hasta el día de hoy, hay más de 1,600 negocios los que tuvieron algún tipo de daño, ya sea físico o bien que por los acordonamientos de la zona no tuvieron actividad económica esos días. Estamos calculando en cerca de 16,000 personas que trabajan en estos negocios.

El funcionario capitalino mencionó que son más de 350 los que han recibido financiamiento o ya están en proceso de recibirlo, y más de 1,077 comercios los que ya han tenido algún contacto directo con la autoridad para buscar un financiamiento.

Al hablar en el Antiguo Palacio del Ayuntamiento para hacer el corte del sismo, destacó que, por ejemplo, la semana pasada se reportó que la ocupación hotelera es de 76%, que es normal para un octubre de cualquier año.

Expuso que mientras algunas zonas, marcadamente la Condesa, en términos de consumo de restaurantes bajó, esos comensales fueron a otras zonas de la ciudad a comer, lo que hizo que esos otros sitios subieran en sus ventas.

Dijo que además de los financiamientos de apoyo para los comercios de todo tamaño en capital, “necesitamos llevar a cabo actividades conjuntas para el impulso, la visita y la demanda a estos lugares. Se platicará con las asociaciones de restaurantes, con la propia Canirac.

“Pero se está pensando en eventos culturales y deportivos, en música los fines de semana en los parques, en los camellones, en festivales, en paseos ciclistas y carreras de fines de semana y que puedan circular por algunas de las calles de las zonas afectadas que sean seguras para llevar demanda.

Es básicamente generar condiciones y actividades que lleven y promuevan la visita a estas zonas, para llevar demanda por un lado y demostrar también la seguridad que se puede tener al regresar a esta zona”.