El presidente Andrés Manuel López Obrador expuso que no se dará marcha atrás en la cancelación de presupuesto para las estancias infantiles, pues argumentó que “no había legalidad y normatividad” en el ejercicio de los recursos públicos. Se comprometió a presentar, en breve, pruebas de esos presuntos actos de corrupción.

En Palacio Nacional, López Obrador dijo estar al tanto de las manifestaciones públicas y protestas por parte de madres de familia y maestras, por considerar que no serán suficientes los 1,600 pesos bimestrales que les dará el gobierno federal para que decidan si pagar una guardería o dárselo a los abuelos para que cuiden a los infantes.

“Se crearon estas estancias infantiles, que son parte de la concepción neoliberal de privatizarlo todo, de subrogar servicios, como lo hicieron con las estancias infantiles, las guarderías del Seguro Social, y ya sabemos lo que desgraciadamente sucedió en la Guardería ABC, y no queremos eso”, sostuvo.

“Ahora lo que queremos es que sean los padres los que asuman su responsabilidad, tengan el apoyo y ellos decidan libremente. (...) Y van a decidir ellos libremente si continúan entregando esos recursos a quienes manejaban las estancias infantiles”, refirió.

El Ejecutivo federal dijo tener pruebas de que las estancias infantiles a las que se les entregaban recursos públicos, por cada niño que atendían, no eran manejadas de manera correcta. Incluso se comprometió a presentar información en este sentido, aunque no dio una fecha.

“Tenemos muchas pruebas de eso, vamos a presentarlas, porque vamos a dar a conocer todo lo que se entregaba y no llegaba a los beneficiarios. Lo mismo en el caso de las estancias infantiles. Vamos a entregar el reporte”, expresó.

Lugares en el seguro social

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) está en posibilidad de recibir en sus guarderías a unos 40,000 menores que dejarían las estancias infantiles tras la determinación del gobierno federal de entregar apoyos de manera directa a padres de familia, informó su titular Germán Martínez.

En entrevista, durante la gira de trabajo que realizó por el municipio de Huetamo, Michoacán, el director del IMSS puntualizó que los espacios no están concentrados en un solo estado o ciudad, sino en todo el país.

“Hay lugares en los que tenemos lista de espera y en otros sí tenemos lugares”, manifestó.

Ante esta situación, pidió a los padres de familia que sean derechohabientes del Seguro Social que se acerquen al instituto y pregunten sobre los espacios disponibles y la posibilidad de que sus hijos puedan ser recibidos.

Enfatizó que el Instituto Mexicano del Seguro Social cuenta con 1,400 guarderías en todo el país, en donde se cuidan a más de 210,000 niños de entre 43 días de nacidos y cuatro años de edad.

Indicó que, en un primer censo, se detectó que unos 11,000 derechohabientes podrían estar en la necesidad de requerir los servicios de guardería del IMSS; destacó que en una segunda revisión, la cifra se elevó a 50,000 personas.