El titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Luis Enrique Miranda Nava, ofreció a diputados y senadores elaborar conjuntamente un plan de blindaje para impedir el uso de los programas sociales en las próximas elecciones del 2018.

“No permitiré que ningún programa social se utilice con esos fines”, advirtió el funcionario al comparecer ante comisiones de la Cámara de Diputados como parte de la glosa del V Informe de Gobierno.

Miranda Nava planteó a los legisladores una reunión para acordar planes específicos de blindaje, aunque dijo que actualmente los ciudadanos ya no permiten el condicionamiento del voto a cambio de recibir los beneficios de programas sociales.

“El votante ya no es la persona que pensábamos o suponían, que por un programa social, dado por cualquier persona o institución, se ve comprometida a entregar o dar su voto”.

En su exposición, el titular de Sedesol afirmó que en el actual sexenio, 2.2 millones de personas dejaron atrás la pobreza extrema.

Planteó que gracias a la Cruzada Nacional contra el Hambre, la pobreza alimentaria se redujo en 1.9 millones de personas, y 4.5 millones de mexicanos “ya no son pobres y tampoco son vulnerables”.