La dirigente nacional del PRI, Beatriz Paredes Rangel llamó a su homólogo del PAN, César Nava a frenar la "guerra sucia" que aseguró ha sido utilizada como estrategia electoral y ha dañado la democracia.

Asimismo, Paredes negó que haya rencores en contra del presidente Calderón por no haber estado en el momento más difícil por el que atravesaba el PRI, ante el asesinato de su candidato al gobierno de Tamaulipas, Rodolfo Torre Cantú.

"*Usted cree que es oportuno hablar ahorita de rencor? Yo creo que lo oportuno en este país es encontrar soluciones y no seguir polarizando al país".

En entrevista, al término del homenaje a quien fuera diputado federal y candidato al gobierno de Tamaulipas, dijo que la unidad de los priistas es muy grande y 'lo que importa es que la sociedad mexicana encuentre respuestas a los graves problemas de inseguridad'.

"Coincido con las expresiones que planteó el señor coordinador del Grupo Parlamentario del PRI. Estoy convencida de que México tiene fortaleza, que los mexicanos tienen una entereza excepcional.

'Sin embargo, es obvio que nuestra exigencia fundamental es el esclarecimiento del crimen de Rodolfo Torre y de quienes estaban con él', destacó la líder del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

En torno a las declaraciones de legisladores panistas sobre las próximas elecciones, la priista apuntó que "ojalá haya un comportamiento a la altura de las circunstancias.

'Nosotros creemos que el ambiente propiciado por el partido en el gobierno, por el dirigente del partido en el gobierno, es de descalificaciones, de guerra sucia'.

Y la guerra sucia como método, sostuvo Paredes Rangel, es una estrategia que le ha hecho mucho daño al ambiente político mexicano y mucho daño a la democracia.

apr