Pemex contará con 65,000 millones de pesos este 2020, equivalente a 12% de su presupuesto para el año, derivado de una menor carga impositiva, y utilizará cerca de la tercera parte del volumen actual de crudo de exportación para la refinación nacional ante los bajos precios petroleros, dijo este domingo el presidente Andrés Manuel López Obrador.

En el mensaje que el jefe del Ejecutivo dio, explicó que los recursos extras para Pemex provendrán de la reducción programada, principalmente, del menor cobro del derecho por utilidad compartida, que en el 2019 representó 85% de la carga directa por producción de petróleo y, según la Ley de Ingresos, sería reducida a 58% en el 2020 y a 54% en el 2021.

Así, la Secretaría de Hacienda plantea reducir entre el 2020 y el 2021 la carga fiscal de Pemex en un monto cercano a 138,700 millones de pesos (unos 7,300 millones de dólares, equivalente a 27% de su presupuesto de este año) como parte de las medidas para fortalecer a la empresa.

Sin embargo, la semana pasada Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda, dijo, en conferencia con analistas financieros para explicar los Precriterios Generales de Política Económica 2021, que como una medida para fortalecer las finanzas de la empresa, ante la contingencia en los mercados que provocarán la reducción en los precios petroleros y la caída en la demanda por la emergencia ante el Covid-19, se podrá adelantar la baja a 54% de la carga directa este mismo año.

El primer mandatario aseguró además que ante la caída en los precios del crudo, Pemex dispondrá de 400,000 barriles diarios para la refinación nacional, con lo que las exportaciones de crudo se reducirían en alrededor de 33% quedando en 800,000 barriles por día, con el fin de “no malbaratar todo el petróleo de exportación y bajar la compra de combustibles en el extranjero”.

Tan sólo entre los primeros días de enero y la última semana de marzo, el precio de la mezcla mexicana de exportación cayó 70% debido a la sobreoferta de crudo en el mundo, luego de que Arabia y Rusia no lograron acuerdos y aumentaron en casi 3 millones de barriles diarios su producción conjunta.

Finalmente, pese a la contingencia, aseguró que la rehabilitación de las seis refinerías y la construcción de la nueva en Tabasco continúan.

[email protected]