La dirigencia nacional del PRD rechazó la petición del candidato presidencial de la izquierda, Andrés Manuel López Obrador, de someter a encuestas los distritos reservados en la coalición del Movimiento Progresista y las fórmulas del Senado, los cuales serán sólo para sus cuadros.

Sostuvo que "debemos cuidar las entidades federativas en las que la izquierda tiene presencia clara y buscar la incorporación de todos los componentes de la pluralidad, esencia del Partido de la Revolución Democrática (PRD)".

En la carta que el político tabasqueño envió a la dirigencia el 3 de febrero pidió someter a encuestas la selección de las candidaturas que el PRD se reservó en el convenio de la coalición Movimiento Progresista, para que participaran aspirantes del Partido del Trabajo, del Movimiento Ciudadano y de Morena.

El presidente del partido, Jesús Zambrano, y la secretaria general, Dolores Padierna, respondieron en un documento fechado el 8 de febrero que esas entidades prioritarias son el Distrito Federal, Guerrero, Michoacán, Tabasco, Oaxaca y Zacatecas, así como algunas regiones del estado de México.

Sostuvieron que en el PRD se trabaja para que las candidaturas de diputaciones y senadurías, comprendidas en la cláusula del convenio de coalición de la izquierda, estén sujetas al criterio de perfiles competitivos, mediaciones ante la opinión pública y de la presencia electoral.

Dijeron a López Obrador que debe tener la seguridad de que comparten los mismos propósitos y que tendrán las mejores candidaturas que contribuyan a su triunfo en la Presidencia de la República y logren mayoría en el Congreso de la Unión, en el proceso electoral del 1 de julio.

La encuesta es el instrumento que permite tomar en cuenta la opinión de los ciudadanos para definir candidaturas y se incluye en la convocatoria para diputaciones y senadurías del PRD, como en el convenio de coalición de la izquierda.

MIF