Con el fin de hacer operativa la reforma político-electoral en los comicios federales del 2015, el Congreso de la Unión tiene de plazo hasta el próximo 30 de abril para aprobar su reglamentación, lo que implicará modificar 10 leyes y expedir cuatro más, afirmó Fernando Rodríguez Doval.

El Secretario de la Comisión de Puntos Constitucionales anticipó que el grupo parlamentario del PAN en la Cámara de Diputados ya trabaja en la confección de las nuevas leyes generales a aprobar, entre las que destacan las de partidos políticos, procedimientos electorales, delitos electorales y la reglamentaria del párrafo octavo del Artículo 134 constitucional en materia de propaganda electoral.

En opinión del panista, urge acelerar la aprobación de la legislación secundaria en la materia para evitar que los comicios federales del año entrante para renovar la Cámara de Diputados se rijan bajo leyes incompletas que propicien vacíos y lagunas jurídicas.

De no asumir todos esta responsabilidad en tiempo y forma, nos quedaríamos sin la posibilidad de contar con las herramientas necesarias para organizar las elecciones del 2015 , advirtió, al tiempo de asegurar que si existe voluntad se podrán concretar los cambios legales en el siguiente periodo ordinario de sesiones que inicia el 1 de febrero.

Rodríguez Doval llamó al PRI, la fuerza política mayoritaria en ambas cámaras del Congreso de la Unión, a promover la ratificación de la reforma constitucional en materia político-electoral en las legislaturas de los estados en lo que resta de enero, para que, iniciando febrero, se puedan negociar los cambios secundarios.

Si el PRI no colabora y sus gobernadores siguen deteniendo la reforma en los congresos locales, corremos el riesgo de no contar con las herramientas necesarias para organizar las elecciones del 2015 , alertó.

Desde su perspectiva, los priístas deben entender la urgencia de atender el tema y asumir la responsabilidad que les toca en el procesamiento de los cambios legales.

Todos los actores políticos debemos asumir la aprobación de las leyes secundarias en materia político-electoral con la máxima prioridad, pero antes debe promulgarse la reforma , precisó.

Antes del próximo 30 de enero, los legisladores federales deberán, además, expedir las leyes orgánicas de la Fiscalía General de la República y el Consejo Nacional para la Evaluación de la Política de Desarrollo Social.

Asimismo, modificar la Ley General del Sistema de Medios de Impugnación en materia electoral, Ley de Ingresos, Presupuesto de Egresos de la Federación y los códigos Penal Federal y Federal de Procedimientos Penales.

Además, la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos y la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación.

rolando.ramos@eleconomista.mx