La Fiscalía General de Veracruz anunció una orden de aprehensión en contra de Karime Macías, esposa del exgobernador veracruzano Javier Duarte de Ochoa, por presuntos desvíos de más de 112 millones de pesos al sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), durante el tiempo que estuvo al frente de la instancia estatal.

En conferencia de prensa, el fiscal general del estado, Jorge Winckler Ortiz, señaló que los recursos presumiblemente desviados se utilizaron en contratos de compra-venta con al menos seis empresas fachada quienes suministraron productos al sistema de salud estatal.

Se utilizaron para “la supuesta adquisición de equipo médico, productos multivitamínicos, sistemas de purificación de agua, sistemas de captación pluvial, sanitarios biodegradables, artículos electrodomésticos, paquetes escolares y otros, sin que exista dato o evidencia alguna de que éstos efectivamente se hayan entregado a la población vulnerable que debiera atender esta dependencia”, detalló.

El monto total del daño al erario público, acotó Winckler Ortiz, se podrá saber sólo hasta la etapa procesal del caso, ya que aún se siguen otras investigaciones en el mismo DIF en referencia a otros contratos que podrían, dijo, estar vinculadas a empresas fantasmas.

Asimismo, el fiscal general de Veracruz indicó que la dependencia a su cargo pediría a la Procuraduría General de la República que emita una ficha roja hacia el extranjero para la detención con fines de extradición de Karime Macías, ya que se tiene conocimiento de que la esposa del exmandatario estatal detenido abandonó desde hace algunos meses el país.