La Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONUDH) saludó la publicación de la Ley General de Víctimas, en el Diario Oficial de la Federación.

En un comunicado, señaló que dicha enmienda es "fruto del esfuerzo sostenido en los últimos años desde distintos ámbitos sociales y políticos, cuya dinámica fundamental alcanzó factibilidad gracias a la reforma Constitucional en derechos humanos en vigor desde julio de 2011".

El representante en México del Alto Comisionado de la ONU para los derechos humanos, Javier Hernández Valencia, señaló que dicha legislación otorga a los mexicanos mecanismos que garanticen sus derechos.

" La Ley General de Víctimas es un paso necesario, significativo y de plena legitimidad en el camino de dotar a las mexicanas y mexicanos de una política de Estado y de mecanismos eficaces que garanticen sus derechos cuando se enfrentan a la lacerante situación de dolor y precariedad que las convierte, sin buscarlo ni quererlo, en víctimas del delito y de violaciones a los derechos humanos", expresó.

Consideró alentador que el debate incluyente y participativo de esta ley en el Congreso de la Unión, como las aportaciones de las organizaciones de la sociedad civil, fueron reivindicados por el Ejecutivo federal como uno de sus primeros compromisos en materia de derechos humanos.

Tras recordar que la ONUDH fue parte de este esfuerzo al "documentar casos y aportar insumos para la adopción de políticas y medidas efectivas de prevención, protección, combate a la impunidad y reparación a las víctimas", reiteró su disposición para seguir acompañando a las víctimas y brindar al Estado mexicano asesoría técnica en el proceso de instrumentación de la ley.

En tanto, la organización Amnistía Internacional (AI) consideró necesario garantizar la aplicación de la Ley de Víctimas, pues señaló que la sola aprobación de leyes "no es suficiente" para garantizar los derechos de las víctimas.

"Es necesario que el compromiso del gobierno hacia las víctimas se traduzca cuanto antes en medidas efectivas, que garantizan acceso a la justicia, la verdad, la reparación del daño y la no repetición hacia quienes han sufrido la violencia y las violaciones de derechos humanos", indicó en un comunicado.

La organización señaló que la expedición de la ley es un importante avance "para saldar la deuda que mantienen las autoridades con las víctimas de la violencia que se vive en México", y que las medidas judiciales, administrativa, sociales y económicas que se establecen en ella deben garantizar la debida atención a las víctimas.

En ese sentido, subrayó que para garantizar la "justicia verdadera", es indispensable la adecuación integral de los sistemas de procuración de justicia y seguridad pública, a fin de que funcionen con efectividad, apego a la ley y respeto a las normas internacionales en materia de derechos humanos.

mac