El candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador (Morena, PT y PES) ofreció que en caso de ganar las elecciones del 1 de julio, no habrá persecución ni cacería de brujas contra empresarios, políticos o adversarios. Incluso, dijo, podrán seguir haciendo negocios, pero ya no al amparo del poder.

En un mitin en la colonia Agrícola Oriental de la Ciudad de México, López Obrador reiteró que lleva más de 20 puntos de ventaja sobre sus adversarios, por lo que de ganar las elecciones —añadió— será el pueblo quien mande, y los actuales grupos de poder “ya no van a tener el privilegio de mandar”, comentó.

“Eso sí, va a haber garantías para que no sean perseguidos, no somos rencorosos; ya lo dije y lo repito, no es mi fuerte la venganza, van a poder actuar con absoluta libertad, incluso, hacer negocios lícitos, pero ya no negocios al amparo del poder y mediante la corrupción; eso ya no. Se terminó. Va a haber un auténtico Estado de Derecho, porque ahora, y a lo que ellos están acostumbrados, es al Estado de chueco, al Estado de cohecho. Lo explico de manera sencilla, en una frase: al margen de la ley, nada; por encima de la ley, nadie”, aseveró.

Meade, haciendo su luchita; que no decline

Más tarde, López Obrador estuvo de gira en El Mante y Tampico, Tamaulipas. En un intermedio de su gira, dijo observar bien los cambios en el PRI, porque —prosiguió— se trata de una renovación natural para tratar de recuperar la campaña de su candidato, José Antonio Meade. No obstante, dijo, “ya no van a poder hacer nada, estamos muy arriba”.

El abanderado de Morena pidió a sus adversarios José Antonio Meade y Ricardo Anaya que no hagan acuerdos con la “mafia del poder”, porque seguro les van a hacer “proposiciones indecorosas”. Mejor, les pidió, que pierdan con dignidad.

“Tienen derecho a hacer los cambios que ellos consideren (el PRI y la campaña de Meade); están tratando, pienso, de recuperarse, quieren iniciar una etapa nueva, y eso lo hacen los partidos, las organizaciones sociales, es una renovación, no lo veo mal, pero tampoco me voy a meter en eso”.

“Que hagan su lucha, todos, y que si pierden, que lo hagan con dignidad, que no se sometan. Que Anaya no decline por Meade, que llegue al final, y que Meade no decline por Anaya, que se aguanten ahí, (porque) los que están presionando, la mafia del poder, les van a hacer proposiciones indecorosas, entonces, que se aguanten”.