A través de redes sociales el periodista Marcos Miranda Cogco, quien fue secuestrado este miércoles en Boca del Río, Veracruz, y liberado este jueves en la madrugada, narró cómo fueron los momentos en que estuvo privado de su libertad.

En un video de seis minutos el periodista explica que fue rescatado alrededor de la 1:30 de la mañana de ayer por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de Veracruz tras un enfrentamiento con quienes lo habían secuestrado y que lo cambiarían de lugar para continuar con el rapto. “Según me iban a cambiar de casa, pero para mí que me iban a dar piso en un camino de terracería”.

Señaló que durante el traslado al nuevo lugar los secuestradores se enfrentaron con elementos de la Secretaría de Seguridad que patrullaban el sitio, tras notar que un vehículo se había desviado del camino por lo que sospecharon y lo persiguieron.

“Se armó la balacera, yo me tiré  del asiento en donde iba hasta el piso del coche; el coche quedó totalmente balaceado, ninguna bala me pegó y los malhechores huyeron al monte y fui rescatado gracias a Dios, gracias a los elementos que se dieron cuenta que un coche entró a un camino de terracería, la verdad no se lo deseo a nadie”.

Declaró que todo el tiempo que estuvo secuestrado se encontraba desnudo y los raptores le tomaron fotos amenazando que las usarían en su contra. “Ya estoy en casa, un poco lastimado, me pegaron en las cervicales, cada vez que iba yo al baño un cabrón que yo creo le caía mal me pegaba”.

Añadió que por instrucciones del gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García, se le brindó vigilancia  por elementos de la Secretaría de Seguridad del estado hasta que se esclarezcan los hechos.

El periodista no descartó que su secuestro fue una confusión, pero dijo que serán las autoridades quienes investiguen.

“No puedo hablarles más, lo que sí puedo decirles es gracias por su apoyo, aquí estoy vivo y coleando, volví a nacer”.

Dijo que este secuestro es el tercer incidente con grupos delincuenciales; detalló que hace ocho años tuvo un atentado y después un intento de secuestro en carretera.

Aseguró que a partir del lunes regresará a labores “con la línea crítica en contra de lo que esté mal en el gobierno, y no me van a detener, serán las autoridades quienes investiguen esto”.

Caso Norma Sarabia

Los restos de la periodista Norma Sarabia Garduza fueron inhumados en el panteón municipal de Huimanguillo, a dos días de haber sido asesinada a balazos cuando llegaba a su domicilio en la calle Nicolás Bravo, de la colonia Club Liberal.

Se llevó a cabo una misa de cuerpo presente a puerta cerrada en la parroquia San Cristóbal, a la cual ingresaron sus deudos, familiares, amigos y compañeros de profesión.

Sarabia Garduza laboraba para los diarios estatales Tabasco Hoy y Sol de Tabasco, en su mayoría con información de corte policiaco.

Hasta este jueves no se habían dado a conocer avances sobre la investigación del homicidio, al parecer perpetrado por dos o tres sujetos a bordo de una motocicleta. (Con información de Notimex).