Será a través del respeto irrestricto a los derechos humanos de los migrantes, la observancia de la ley, el diálogo y la cooperación como México logrará atender de manera adecuada la coyuntura migratoria, que debe ser analizada en su justa dimensión y complejidad, opinaron los senadores que conforman la fracción parlamentaria del PRI en la Cámara de Senadores.

Mediante un comunicado de prensa por el que fijaron posición sobre la Caravana Migrante de Honduras, llamaron a todas las partes involucradas a hacer lo necesario para que la migración ocurra de manera segura, ordenada y regular, y se dé prioridad a la protección de las personas, sin importar su condición migratoria.

“Reconocemos que el Gobierno de México ha tenido un diálogo constante con miembros de la caravana migrante; autoridades de Honduras, Guatemala y El Salvador (Triangulo Norte); gobiernos estatales de nuestro país; la Comisión Nacional de Derechos Humanos y la ONU -Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, ACNUR-, quien trabaja en coordinación con las autoridades competentes del norte de Centroamérica y en conjunto con el Instituto Nacional de Migración (INM) y la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (COMAR), a fin de contribuir a una solución de carácter humanitario, apegada al marco legal nacional e internacional y respetuosa de los derechos humanos”, cita el texto de posicionamiento.

Además de que consideraron destacables los esfuerzos del titular del Ejecutivo mexicano para atender las causas estructurales de la emigración centroamericana y promover la prosperidad en la región a través de la cooperación para el desarrollo, el comercio y la inversión.

Recordaron que México ha vivido históricamente los retos de la migración al ser país de origen, tránsito, destino y retorno de personas, y que es por ello que permanece sensible al fenómeno.

“En congruencia con nuestra larga tradición en favor de la protección de los trabajadores migratorios y sus familias, así como a refugiados y personas en busca de asilo, las autoridades han atendido los últimos días a los migrantes, incluidas numerosas solicitudes de refugio (en proceso de evaluación de acuerdo a las leyes y regulaciones nacionales y al derecho internacional), y han prestado atenciones de primera necesidad a quienes se encuentran ya en territorio mexicano, priorizando a menores, adultos mayores, personas con discapacidad y mujeres”.

Finalmente, expresaron su “solidaridad con los integrantes de la Caravana Migrante constituida principalmente por nacionales del país hermano de Honduras”.

rramos@eleconomista.com.mx