Dinorah Pizano Osorio, diputada del PRD en la ALDF, exhortó ayer a quienes defienden y participarán en foros sobre la posible regulación del consumo de mariguana en la capital y todo el país, a que ponderen el incremento del uso de ese estupefaciente en los adolescentes de seis de 16 delegaciones de la ciudad de México, para así verlo como un problema de salud y no político, como arroja la encuesta sobre consumo de drogas hecho por el IAPA.

La diputada de la VI Legislatura de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) comentó que en las dos iniciativas del Partido de la Revolución Democrática (PRD), se está privilegiando decidir por el consumo de los adultos, no de estudiantes de nivel secundaria y bachillerato de la capital; exhortó evitar esa ambigüedad y revisar los resultados del Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones en la ciudad de México (IAPA).

Recordó que la encuesta del IAPA del 2012 determinó que el mayor consumo de mariguana en adolescentes ocurre en las delegaciones: Azcapotzalco, Cuauhtémoc, Venustiano Carranza, Miguel Hidalgo, Gustavo A. Madero y Coyoacán; la cocaína en Azcapotzalco, Venustiano Carranza, Cuauhtémoc e Iztapalapa e inhalables, en la Cuauhtémoc, Magdalena Contreras y Venustiano Carranza.

Pizano Osorio agregó que las drogas de mayor consumo en adolescentes son mariguana, cocaína y crack, tanto en hombres como en mujeres.

La mariguana ocupa el primer lugar de preferencia, con 15.9%; le siguen inhalables, con 10%, y cocaína, con 5%, y quienes utilizan drogas médicas, como tranquilizantes, es de 4.7% su preferencia.

El mismo IAPA expone que las preferencias de consumo de mariguana en estudiantes de bachillerato es de 25.9%; inhalables, 11%; cocaína, 6.9%, y tranquilizantes, de 5.8%, respectivamente, destacó la legisladora.

A nivel secundaria, la misma encuesta expone que existe modificación de preferencia, debido a que los inhalables ocupan el primer sitio, con 9.3%; la mariguana, 8.1%, y los tranquilizantes, 3.9 por ciento.

Por tanto, hizo un llamado a todas las fuerzas políticas, en donde el debate de la regulación de cannabis será retomado, a no minimizar que el verdadero problema es el que existe entre los adolescentes y jóvenes, por el aumento de las preferencias.

[email protected]