La propuesta para el llamado 'Mando único de policía' en los estados estará a prueba el próximo 4 de julio cuando se realicen elecciones en 12 estados del país, ahí se revisará si los gobernadores emanados del PRI siguen usando a los uniformados con fines electorales.

En entrevista, el diputado del Partido Acción Nacional (PAN) y secretario de la Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados, Oscar Martín Arce Paniagua, aseguró que el 'Mando único' tendrá su prueba de fuego en las elecciones estatales del 4 de julio.

En el PAN, argumentó, se percibe como positiva esta propuesta que establece un nuevo modelo policial en el país mediante la creación de 32 corporaciones estatales con un mando único por entidad y la desaparición de los cuerpos municipales de seguridad.

Sin embargo, dijo que hay inquietudes por parte no sólo de los alcaldes, sino de especialistas, ciudadanos y legisladores sobre dotar a los gobernadores de un mando único policial, el cual podría ser usado contra municipios que no sean de su mismo partido.

El legislador por Baja California señaló que 'en lo personal creo que uno de los mayores riesgos es que gobernadores de extracción priista, acostumbrados a usar la fuerza pública en tiempos electorales, puedan hacer uso partidista de la policía estatal'.

Arce Paniagua recordó que en el pasado y recientemente en las elecciones de Yucatán, los policías estatales fueron usados lo mismo para inhibir el voto en algunas zonas, que para el acarreo de votantes en otras.

'Por eso consideramos que el 4 de julio se pondrá a prueba el llamado mando único, ya que ahí se apreciará si el PRI quiere este nuevo modelo para verdaderamente combatir al hampa de forma eficaz o para presionar a los ciudadanos en tiempos electorales', concluyó.

APR