El exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, aceptó ser extraditado desde España para enfrentar las acusaciones que le finca la Fiscalía General de la República (FGR) por lavado de dinero, asociación delictuosa y cohecho, debido a supuestos sobornos que recibió por 12.5 millones de dólares de las empresas Odebrecht y de Altos Hornos de México (AHMSA), recursos que supuestamente usó para adquirir dos residencias.

El titular de la FGR, Alejandro Gertz Manero, dijo que el gobierno mexicano enviará a Madrid un avión para el traslado de Lozoya con medidas de higiene sanitaria y, una vez que esté en México, “se iniciarán de inmediato las diligencias correspondientes para establecer responsabilidades de todos los involucrados y beneficiarios de los delitos ya señalados, incluyendo a personas de relevancia o grupos políticos que hayan participado o se hayan beneficiado de estos despojos a la nación mexicana”, sentenció.

Mediante un video, el fiscal dijo que Lozoya Austin presentó ante la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional del Reino de España su solicitud por escrito en la que acepta la extradición; así como ser entregado a las autoridades mexicanas y colaborar para esclarecer los hechos imputados.

Luego de nueve meses de permanecer prófugo, y ser buscado en países como Alemania, Rusia, Estados Unidos, Francia e Italia, Lozoya fue detenido el 12 de febrero en La Zagaleta, un exclusivo conjunto residencial en la Costa del Sol de Málaga, España.

Según la Fiscalía, con el dinero de presuntos sobornos de Odebrecht y AHMSA, Lozoya adquirió la residencia que habitaba en el fraccionamiento Lomas de Bezares, en la CDMX, y una mansión en Ixtapa; ambos inmuebles fueron revelados en investigaciones de Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad, difundidas en mayo y junio del 2019.

Gertz Manero dijo que el 25 de enero del 2017, la entonces Procuraduría inició una investigación por delitos patrimoniales en el caso de la empresa Odebrecht, misma que no se concluyó en más de dos años. Aseguró que cuando él asumió el cargo en enero del 2019, reactivó la investigación para establecer los delitos cometidos y las posibles responsabilidades.

A Lozoya también se le requiere en México por presuntamente haber autorizado, como director de Pemex, la compra de la planta de fertilizantes Agro Nitrogenados a la siderúrgica Altos Hornos de México, lo que habría generado pérdidas millonarias a Pemex.

El fiscal apuntó que durante 2019, la petrolera presentó ante la FGR denuncias por lavado de dinero en el caso de la empresa Agro Nitrogenados, por lo que se obtuvieron órdenes de aprehensión en contra de Lozoya.

Destacó que ya fueron asegurados bienes de la familia Lozoya presuntamente obtenidos mediante acciones de lavado de dinero.

En tanto, el despacho del abogado Javier Coello anunció que dejará de llevar la defensa legal de Lozoya Austin en nuestro país, tras un acuerdo con el inculpado y sus familiares.

[email protected]