El presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova, aseveró que sólo con su voto los ciudadanos pueden castigar a los gobiernos y partidos, y expresar su inconformidad por la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Afirmó que no es tarea del INE, pero el Estado democrático en México depende de que no quede un solo resquicio de impunidad ante la criminal agresión a los jóvenes estudiantes normalistas .

Los 11 consejeros del INE y representantes de todos los partidos guardaron un minuto de silencio por la identificación mortal de Alexander Mora Venancio, uno de los 43 normalistas desaparecidos.

Ante el bloqueo que mantienen integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero en instalaciones del INE en Chilpancingo, y de la petición de los padres de que no haya elecciones el próximo año en ese estado, el consejero presidente Lorenzo Córdova dijo que ese instituto no se confrontará con los ciudadanos.

Afirmó que no está en manos del INE, sino de las autoridades de procuración y administración de justicia, la tarea de investigar y sancionar de manera ejemplar a los autores materiales e intelectuales de los lamentables hechos, que han vestido de luto a muchas familias y han provocado la justificada protesta de los ciudadanos de todo el país y el extranjero .

Hizo un llamado a ciudadanos, organizaciones, partidos políticos, así como a los diversos órganos del Estado a resolver los grandes problemas nacionales, y en el caso del ataque y desaparición de los normalistas, y defendió la celebración de los procesos electorales, y que éstos no se cancelen de ninguna manera en Guerrero.

Mientras tanto el presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles Conejo, afirmó que sería un error cancelar los comicios del próximo año en Guerrero, como demandan los familiares de los estudiantes de Ayotzinapa.

¿Cómo pospones un proceso electoral, que puede ser la gran oportunidad para que Guerrero reencauce muchos de los problemas que no atinan a resolver? , cuestionó el perredista michoacano.

Las elecciones de 2015 en aquella entidad, dijo, representan una oportunidad para renovar los poderes en Guerrero, incluida la gubernatura, el Congreso local y los ayuntamientos.

Exigir la cancelación de los comicios, amplió, no resuelve el problema y es la postura eterna de grupos que no creen en las instituciones, en la ley ni en los procesos electorales’’.

México y los estados de la Federación no pueden transitar por esa ruta, estableció.

En consecuencia, yo no veo razón para que no haya proceso electoral. Al revés, deberían ser los primeros, los inconformes, familiares y no familiares, debiesen ser los primeros en identificar que el proceso electoral es una gran oportunidad para fortalecer las instituciones democráticas y alcanzar la justicia , concluyó.