Miguel Angel Mancera, precandidato de la Izquierda a la jefatura de Gobierno del Distrito Federal, registró su candidatura ante el partido Movimiento Ciudadano, con lo que concluyó este trámite en los tres institutos políticos de la coalición Movimiento Progresista con la que participará en las elecciones del 1 de julio.

Ante la dirigencia de Movimiento Ciudadano, encabezado por Luis Walton, así como del PRD, Jesús Zambrano, y del PT, Alberto Anaya, el ex procurador advirtió que, con pleno cumplimiento de la ley, seguirá su trabajo con diálogo directo y acercamiento con los capitalinos.

En ese contexto y ante las denuncias en su contra interpuestas por el PAN, por presuntos actos de precampaña y uso de recursos públicos para promocionarse, señaló que no cambiará su forma de comunicarse, por lo que mantendrá el trato directo con la gente, pero con respeto a la norma electoral.

Refirió que aunque ha tenido comunicación vía telefónica con Andrés Manuel López Obrador y Cuauhtémoc Cárdenas, aún no tiene invitación formal para un encuentro con ellos.

Mancera Espinosa refirió que cuando fue elegido como el abanderado de la Izquierda para la jefatura de gobierno, los dos perredistas lo felicitaron e incluso Cárdenas Solórzano compartió sus experiencias como mandatario local y es con quien ha tenido mayor comunicación.

Con un llamado a los militantes de Movimiento Ciudadano para que lo apoyen, porque sólo no podrá cargar la "bandera" para lograr gobernar una ciudad más moderna, donde hayan más derechos y libertades, pues ese es su interés por competir el gobierno de la ciudad no una ambición personal ni para su satisfacción particular.

Ofreció luchar por las mujeres, niños, el campo, las personas con discapacidad y todos los ciudadanos, y aseguró que el camino trazado por Cuauhtémoc Cárdenas, López Obrador y Marcelo Ebrard, debe continuar.

apr