Pese a que México ha participado desde el año 2000 en el Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos (PISA), los resultados del país se han mantenido en niveles similares hasta ahora, destacó Gabriela Ramos, directora de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

En conferencia de prensa, realizada desde la Universidad de Guadalajara, la directiva del organismo multinacional explicó que en el caso de México se ha registrado un aumento en la matriculación de alumnos, lo cual significa un avance aunque, indicó, no es suficiente.

De acuerdo con los resultados de la prueba PISA 2018 que serán presentados a nivel mundial hoy, entre el año 2000, primer año de la aplicación de la prueba en México, y hasta los resultados de esta última prueba, los niveles de capacidades en lectura, matemáticas y ciencias entre los estudiantes mexicanos de 15 años no han tenido gran fluctuación.

Por ejemplo, en lectura, México obtuvo un puntaje promedio de 422 en los resultados de PISA para el 2000; mientras que para la última prueba el país obtuvo una calificación, también promedio, de 420 puntos; una tendencia similar se presenta en las ramas de matemáticas y ciencias.

A pregunta expresa sobre cómo se ve desde la OCDE la reforma educativa aprobada por el Congreso de la Unión recientemente, Ramos indicó que el gobierno mexicano le ha informado a la OCDE que mantendrá un mecanismo de premiación a los educadores que presenten mayores habilidades, algo que destacó es una buena táctica para mejorar la educación, al tiempo que dijo que es necesario mantener una evaluación constante de las capacidades de los maestros. 

Por otra parte, Ramos enfatizó que México, así como los demás países de América Latina, deben observar las experiencias de naciones como Estonia, Canadá y Finlandia, que completan el top tres de los mejores evaluados en la prueba PISA 2018.

En cuanto al presupuesto, la directiva de la OCDE enfatizó que en el caso de México y otros países con resultados similares de América Latina debe aumentar el gasto con base en los alumnos. 

Pues, refirió, si bien México no gasta poco en educación en comparación con su Producto Interno Bruto (PIB), al dividir el presupuesto entre la cantidad de educandos que hay, los recursos erogados se encuentran muy por debajo de quienes obtienen los mejores resultados.

Este martes, el secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma, informará la posición del gobierno mexicano ante los resultados de la prueba Pisa 2018.

[email protected]