Una economía colapsada y sumida en la más severa crisis de la historia moderna de Veracruz es la herencia de Javier Duarte para su sucesor Miguel Ángel Yunes Linares y para los veracruzanos, planteó Hilario Barcelata Chávez.

En entrevista el coordinador del Observatorio de las Finanzas Públicas de la Universidad Veracruzana explicó que el gobernador saliente heredará a la siguiente administración graves problemas financieros que incluyen déficit fiscal por 10,000 millones de pesos, deuda pública, que asciende a 170,000 millones de pesos, y escaso crecimiento económico.

Comentó que una parte de la deuda adquirida responde a que Veracruz es uno de los estados que menor nivel de recaudación tienen así como al despilfarro y corrupción que caracterizaron al gobierno saliente. Podemos afirmar que la deuda del gobierno del estado asciende a 170,000 millones de pesos. Es una deuda que se ha derivado de una administración desordenada, desarreglada y corrupta, se ha dado un despilfarro del recurso público .

Explicó que desde el 2013 el Producto Interno Bruto de Veracruz sostiene una caída sistemática con tasas de crecimiento negativas. Mientras que para el 2016 la economía estatal prolonga su agonía debido a que durante el primer trimestre el PIB del estado aumentó sólo 0.3%, lo cual lo ubica en el lugar 27 a nivel nacional, muy lejos de entidades como Hidalgo, que en ese mismo lapso creció en 8%; Guerrero (6.1%); Sinaloa (5.0%), y Michoacán y Jalisco (4.7 y 4.6% respectivamente).

En relación con las diferentes actividades económicas del estado, en el 2016 presenta un crecimiento de 3.0%, cifra inferior a 4.4% registrado en el año anterior. En la industria, desde el 2013 la producción muestra tasas de crecimiento negativas, algunas incluso de hasta -9%, como la presentada en el último trimestre del año pasado.

Respecto de las actividades secundarias, éstas presentaron una caída en el primer trimestre del 2016 al ubicarse en -2.8%, lo cual coloca al estado en el lugar 28 a nivel nacional, lejos de la media nacional de 1.1 por ciento. En cuanto a las actividades terciarias, si bien tienen un valor positivo en el primer trimestre del 2016 al ubicarse en 2.1%, éste es menor a los registrados en el 2014 y el 2015, cuando fue de 2.5 y 2.6%, respectivamente.

Ante este escenario, Barcelata Chávez consideró que la economía veracruzana necesita un gran impulso para aprovechar el conjunto de recursos que hoy se desperdician por el mediocre y corrupto gobierno de Duarte, quien no fue capaz de elaborar ni poner en práctica una estrategia de desarrollo económico que permitiera la transformación estructural y modernización de la planta productiva estatal.

No hubo tal estrategia en Veracruz durante los últimos seis años, y es lógico y razonable que no la hubiera, porque el gobernador Duarte es un ignorante en materia económica y en muchas otras cosas más, y nunca tuvo idea de cómo Veracruz podría progresar .

Refirió que el gran reto del próximo gobernador será dar solución a las finanzas públicas, hay que reestructura la deuda, revisar todos los términos que existen para determinar su legalidad, porque la corrupción provocó que se generara adeudos con empresas que no existen, resolver el problema del gasto excesivo y mejorar los mecanismos de recaudación. y también de la inseguridad, ya que los negocios no florecen en un clima de inseguridad como el que estamos viviendo.

Algunas de las bombas que deja Javier Duarte sí pueden ser desactivadas por la vía legal, sin que causen el daño que pretendían que causara .

Duarte quiere dejar bombas

El gobernador electo, Miguel Ángel Yunes, ha denunciado que Duarte de Ochoa busca dejarle varias bombas en materia económica que estallarían a partir de diciembre y que tendrían repercusiones sociales.

Entre las propuestas que afectarían a las finanzas del estado señaló que el gobernador saliente propuso basificar a 1,800 burócratas, decisión que buscará revertir, al considerar que esa acción lastimará las finanzas del estado.

Agregó que el gobierno saliente también decidió duplicar el presupuesto de instituciones como el Poder Judicial y de la Fiscalía del estado. Asimismo, ha denunciado que Duarte busca blindar su salida del gobierno de Veracruz y evitar ser sancionado en el futuro.

Hace algunas semanas el gobernador envió al Congreso del estado una serie de iniciativas para realizar algunos nombramientos, creaciones de organismos así como unas reformas en materia de presupuesto. Algunas de las propuestas más polémicas fueron el paquete de impunidad , que consistía en la creación de una sala anticorrupción, y las designaciones de tres magistrados del Poder Judicial y de un fiscal Anticorrupción, las cuales, se buscaría, fueran afines al gobernador. Sin embargo, este paquete no prosperó.

[email protected]