El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) calificó como inadmisible cualquier amenaza en contra de la independencia de las autoridades electorales del país y pidió respeto al Estado de derecho y a las instituciones.

Ello, luego de que la madrugada de este jueves la sede del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) fue blindada con vallas metálicas para evitar la presencia de manifestantes en sus cercanías.

En un comunicado, el CCE expuso que mientras el TEPJF delibera su fallo en torno a la elección presidencial del pasado 1 de julio, cualquier presión, amenaza o ataque directo a jueces, magistrados o a la propia institución, es un acto contrario a la Constitución y a las leyes vigentes.

El organismo empresarial destacó que el Poder Judicial de la Federación es un ente autónomo e independiente de cualquier poder público o privado, por lo que sus deliberaciones competen exclusivamente a su función pública, bajo un régimen de división de poderes.

Por ello, señala, el sector empresarial se pronuncia abiertamente por la independencia y autonomía del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y por el respeto al Estado de derecho, a las instituciones y a la división de poderes consagrados en la Constitución .

klm