Consejeros electorales del Instituto Nacional Electoral (INE) delinearon este martes junto con su estructura en Guerrero, el mecanismo de coordinación que les permita garantizar el óptimo desarrollo de los comicios del próximo 7 de junio.

Entrevistados por separado a su regreso de Guerrero, los consejeros Marco Antonio Baños y Javier Santiago coincidieron en que con su visita al estado no se buscó exacerbar los ánimos del conflicto social ni asumir la responsabilidad de la negociación con los inconformes.

Baños Martínez explicó que se trató de una reunión celebrada única y exclusivamente con la estructura del INE en la entidad.

Esto es, con los consejeros locales, los consejeros de los Distritos 7 y 5 con cabecera en Chilpancingo y Tlapa de Comonfort, así como con los vocales ejecutivos de la Junta Local y Distritales, para acordar una estrategia que permita llevar a buen puerto las elecciones locales.

No fue nuestra pretensión ninguna intromisión, no estamos pretendiendo asumir la responsabilidad del proceso de negociación que tienen a su cargo otras autoridades, así que ha sido muy cordial la visita , remarcó.

El también presidente de la Comisión de Vinculación con los Organismos Públicos Electorales Locales (OPLE) reconoció que si bien el estado vive una situación complicada dado que algunas instalaciones del INE siguen cerradas, se revisó la logística para poder avanzar en los temas del proceso electoral.

A pregunta expresa, comentó que el ambiente que percibió de las Juntas Distritales es de mucha preocupación y, obviamente, de compromiso para poder avanzar en las tareas pendientes para el buen desarrollo de los comicios en la entidad.

En tanto, el consejero Santiago Castillo informó que con su presencia en el estado, el INE no pretende exacerbar ánimos de los grupos sociales.

Aceptó que el estado vive un momento delicado luego de la toma de algunas Juntas Distritales como la de Chilpancingo, donde se registraron varios destrozos, la clausura simbólica del Instituto Electoral local, así como la inconformidad de algunos grupos que han advertido incluso que no permitirán la realización de los comicios.

Es un asunto delicado y obviamente los miembros del INE estamos por el diálogo, por una solución al conflicto social que hay en Guerrero de manera pacífica , indicó.

Santiago Castillo refirió, sin embargo, que el INE no pretende de exacerbar los ánimos del conflicto ni tampoco llevar a cabo acciones que se consideren una incitación hacia el movimiento social.

En el INE, concluyó el consejero, hemos sido cuidadosos, hemos sido precavidos y creo que nunca está de más ante situaciones de conflicto social, tener un grado de tolerancia .

mrc