Los consejeros del Instituto Federal Electoral (IFE) no pueden modificar por ahora la investigación de los gastos de las cuatro campañas presidenciales que hizo la Unidad de Fiscalización. Sin embargo, el próximo miércoles sí tendrán la posibilidad de decir si cambian la multa de 129 millones de pesos al Movimiento Progresista y modifican la resolución de que la campaña del PRI-PVEM no rebasó en el tope de gastos de campaña.

El consejero Alfredo Figueroa explicó que la investigación de la Unidad de Fiscalización no puede ser modificada, sino que los consejeros tomarán estos días para que el miércoles 6 de febrero decidan si apoyan o no lo resuelto por dicha unidad; incluso podrían hacer la propuesta de solicitar la modificación de las multas que se proponen en los casos de las campañas presidenciales de Enrique Peña Nieto y Andrés Manuel López Obrador.

Por ahora, además de Figueroa, los consejeros Lorenzo Córdova, Benito Nacif, Sergio García, María Marván, Francisco Guerrero y Macarita Elizondo se sumaron al periodo de reflexión para analizar el sentido de su voto, mientras que los consejeros Marco Antonio Baños y Leonardo Valdés se pronunciaron desde el miércoles pasado en respaldo del contenido del proyecto de la Unidad de Fiscalización del IFE.

El consejero Alfredo Figueroa fue el único que adelantó su preocu­pación, pues dijo que pondrá atención al método de prorrateo que hizo la Unidad, por el que únicamente se contabilizaron 3 millones 963,163 pesos de los 50 millones 508,891 pesos que la unidad determinó que fueron utilizados por el PRI para Monex.

Hay que hacer un análisis pormenorizado de cada uno de los criterios que se han empleado en cada uno de los informes, en relación con el objeto del gasto, en relación con los tipos de prorrateo que se están estableciendo, en relación con los criterios vinculados a 50% igualitario y 50% previsto por los propios partidos políticos , dijo Figueroa.

El consejero Lorenzo Córdova dijo que los consejeros electorales tienen que analizar con responsabilidad el contenido de la investigación de la Unidad.

El hecho de que varios de esos criterios se apliquen por primera ocasión abre la necesidad de hacerlo con mucha prudencia, con mucha cautela y con mucha responsabilidad, porque, al final del día, como autoridad electoral, como se ha mencionado aquí, estamos obligados por el principio constitucional de la certeza y es un principio constitucional que rige no solamente hacia adentro, sino también hacia afuera de esta institución .