El comisionado del Instituto de Acceso a la información Pública y Protección de Datos Personales del Distrito Federal, Mucio Israel Hernández, advirtió que la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN)en el asunto de la geolocalización tiene incertidumbres, pues no detalla la temporalidad de los datos que se lleguen a almacenar.

Los datos personales podrían estar vulnerables, ya que con la nueva telefonía celular no sólo se puede conocer la localización de las personas, también se puede conocer el perfil del usuario.

La decisión de la Corte, reconoció, propiciaría la presentación de quejas ante los órganos garantes por la manipulación de datos personales. En este sentido, vamos a estar rebasados. Es un tema (datos personales) que necesitamos discutir y sobre todo fortalecer, de tal manera que veamos que el asunto de la geolocalización no sea excesivo y sea temporal .

Recordó que a nivel nacional sólo 10 estados tienen una legislación en materia de datos personales, nueve de ellas son similares a la vigente en el Distrito Federal. Los estados restantes carecen de la norma.

El pleno de la SCJN declaró constitucional y válida la facultad de los procuradores del país para solicitar a las empresas de telefonía celular la localización, en tiempo real y sin orden judicial, de equipos de comunicación móviles relacionados con hechos delictivos de alto impacto.

Aunque reconoció que la resolución de la Corte obedece a la localización geográfica de donde salió una determinada llamada, el usuario de la telefonía celular deja rastro de su perfil y podría registrarse invasión de la privacidad.

Es complicado tener una norma puntual para controlar el uso de la tecnología. El comisionado mencionó que las legislaciones siempre van un poco rezagadas de las dinámicas y procesos sociales. Se quiere dar respuestas a problemas o conflictos en sociedad con normas, pero éstas tardan mucho en dar frutos y la tecnología muta .

[email protected]