El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, Santiago Nieto, afirmó que las ventas de “gran parte de las estaciones gasolineras” cercanas a los ductos, superan las compras de combustible que hacen a Pemex. “¿Qué significa eso? Ese diferencial no puede ser otra cosa que el suministro de huachicol”, aseveró.

A 25 días de que el gobierno federal implementó la estrategia contra el robo de combustible, funcionarios involucrados presentaron un informe durante la conferencia de prensa esta mañana del presidente Andrés Manuel López Obrador en Palacio Nacional.

En ese marco, Santiago Nieto dijo que la Unidad de Inteligencia Financiera realizó desde este mes un análisis de las operaciones inusuales relevantes que emiten los bancos, principalmente de las gasolinerias que están cercanas a los ductos de Pemex.

“Se analizaron todos estos reportes vinculados con las gasolineras, a partir de dos modelos. Coincide la mayoría de los municipios por donde cruzan los ductos, son aquellos donde se están haciendo depósitos, particularmente en efectivo que son reportados por el sistema bancario.

“A partir de ahí se generaron dos modelos de trabajo que nos permitieron un modelo de riesgo que nos permitió analizar los depósitos, particularmente en efectivo, encontrando que una gran parte de las estaciones gasolineras hacen depósitos y transferencias en efectivo que son diferentes al número de recursos con los que operan. Es decir, muchas gasolineras, a partir de la reforma energética, lo que hacen es comprarle a Pemex e importar combustible, sin embargo, sus ventas superar las compras que han desarrollado ante Pemex. ¿Qué significa eso? Ese diferencial no puede ser otra cosa que el suministro de huachicol.

“Esto nos ha llevado también a la generación de una serie de casos por lavado de dinero. En las 32 entidades federativas encontramos más de 14,000 reportes de operaciones inusuales y relevantes, y esto hace una sumatoria sólo de robo de hidrocarburos relacionada con 10,000 millones que han sido blanqueados al sistema financiero mexicano”, afirmó.

Mencionó que en un trabajo conjunto con la Secretaría de la Función Pública (SFP), la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) y el Servicio de Administración Tributaria (SAT), de 32 casos revisados, ya se presentaron las solicitudes judiciales para el congelamiento de cuentas correspondientes.

“Esto ha permitido llevar, hasta este momento, a cinco casos específicos que ya han sido llevados ante la PGR, con la idea de que se judicialicen de forma pronta. En estos casos estamos ante presencia de empresarios, pero también de servidores públicos como un ex funcionario de Pemex; un ex diputado local, un ex presidente municipal, relacionados con la propiedad de concesiones de venta de gasolina y la comercialización de huachicol”, refirió.

“El modus operandi implica no solamente la comercialización de huachicol, sino el blanqueo de esos capitales a través del sistema financiero, a través de diversas operaciones. Hemos detectado transferencias internacionales por montos importantes que oscilan -en ocasiones- más de 2 millones de dólares, adquisiciones de vehículos de lujo, una parte de ellos en efectivo, hemos encontrando también servidores públicos que adquieren de forma anual, bienes inmuebles a nombre propio y de familiares o personas cercanas, y cómo se compran boletos de avión, joyas, obras de arte, para efecto de blanquear los capitales provenientes del robo de hidrocarburos”, aseveró.

Mencionó que en este momento hay 15 personas, que de forma directa se les ha bloqueado la cuenta, y 24 personas, a partir de que inició este procedimiento instruido por el presidente de la República el 20 de diciembre pasado.

“En este momento son 24 personas relacionadas, 15 personas a quienes se les ha bloqueado la cuenta, que es un procedimiento administrativo que está previsto y reconocido por el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) y del acuerdo de Parlermo para combatir el blanqueo de capitales.

[email protected]