Cancún.- La presidenta nacional del SNTE, Elba Esther Gordillo, ofreció una disculpa a los funcionarios públicos, a quienes consideró que pudo haber ofendido, al señalar que no había pensado ser secretaria de Educación Pública porque no "soy sirvienta de nadie".

Tras los comentarios que hizo en el marco del VI Congreso Nacional Extraordinario del magisterio, Gordillo Morales rectificó en una charla con los medios de comunicación y dio una disculpa pública por usar la palabra sirvienta y aseveró que esa no era su intención.

La presidenta nacional del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) comentó que ofrecerá el viernes una conferencia de prensa en la que abundará más al respecto.

mac