En materia de transparencia, Veracruz no tiene buenas calificaciones. El Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco) le otorga una calificación máxima de 6 en los índices de transparencia presupuestaria del 2011. Incluso exhibe que la entidad no ha reportado su deuda pública desde el 2007.

En su sistema de Infomex, la entidad tuvo el año pasado 1,876 solicitudes de información, en 22.08% de ellas el Ejecutivo estatal se negó, con el argumento de que eran datos reservados, inexistentes, la solicitud estaba incompleta o se trataba de información confidencial.

Las negativas para abrir la información derivaron en la presentación de 181 recursos de revisión ante el Instituto Veracruzano de Acceso a la Información.

Fundar, Centro Análisis e Investigación advirtió que las reservas de información en el caso de Veracruz reflejan que las instituciones no operan en favor de la ciudadanía y difícilmente se puede llamar a cuentas a sus gobernantes.

INFORMACIÓN RESERVADA

Con base en los reportes del sistema Infomex, 22.08% de las solicitudes de información para el Ejecutivo veracruzano entre enero y diciembre del 2011 fueron rechazadas.

De las 1,876 solicitudes presentadas, en 423 casos no se proporcionaron los datos requeridos.

Diversas organizaciones no gubernamentales dedicadas al tema de transparencia alertaron sobre el retroceso en el derecho al acceso de información en Veracruz y pusieron como ejemplo la no apertura en el gasto de comunicación social.

Además de Fundar, la organización Artículo 19 advirtió que la cultura de rendición de cuentas en nuestro país tiene un bajo nivel de desarrollo, por lo cual la ciudadanía debe levantar la voz y exigir cada vez más este derecho.

EL DINERO NO ERA PARA MÍ: PEÑA NIETO

El PRI exigió que no se use a la justicia con fines electorales; su precandidato Enrique Peña Nieto negó, por su parte, que los recursos del caso Veracruz fueran para su campaña.

Pedro Joaquín Coldwell dijo que el PRI no defenderá a nadie que haya cometido un delito, pero tampoco acepta el manejo faccioso de la justicia .

En un comunicado, el tricolor respondió a los señalamientos a los exgobernadores de Tamaulipas y al gobierno de Veracruz.

Rechazó cualquier intento de persecución política y el uso partidista de la procuración de justicia.

Indicó que la difamación y la filtración mal intencionada son ilegales y corresponden a prácticas de un gobierno autoritario .

En Tlaxcala, el precandidato Enrique Peña Nieto negó que el dinero decomisado al gobierno de Veracruz fuera para su campaña. No hay el mayor sustento a este tipo de afirmaciones , acotó.

Y sobre los exgobernadores de Tamaulipas, manifestó su extrañeza a que el tema surja en periodo electoral, cuando algunos cumplieron su encargo hace 18 años. Pidió no usar las instituciones para favorecer a un partido político.