El subsecretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Ricardo Mejía Berdeja, se reunió con el embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, a quien expuso el despliegue de la Guardia Nacional con el propósito de reducir la migración, y combatir las redes criminales que lucran con el tráfico de personas, el dinero, armas y las drogas.

En la reunión, que se llevó a cabo en las instalaciones de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), también estuvo presente el comisionado interino de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) de Estados Unidos, Mark Morgan.

Los funcionarios de ambas partes acordaron llevar a cabo estrategias conjuntas que permitan fortalecer la seguridad de las fronteras y atender temas como la migración, el tráfico de armas, drogas y personas.

"El subsecretario Ricardo Mejía habló sobre los esfuerzos que ha implementado el gobierno de México para atender el tema migratorio, como el despliegue de elementos de la Guardia Nacional y la instalación de puntos de control migratorio, lo que ha permitido realizar numerosos rescates de personas que ponían en riesgo su vida al ser trasladados en condiciones infrahumanas, por ejemplo, en cajas refrigeradas", dijo mediante un comunicado la SSPC .

Añadió que la finalidad de estos encuentros es hacer sinergia, para atender la problemática con un enfoque de derechos humanos, donde se privilegia la protección de la vida de las personas extranjeras que transitan por el país.

El Comandante de la Guardia Nacional, Luis Rodríguez Bucio, destacó que al incorporar las funciones de la Policía Federal a la nueva corporación de seguridad que encabeza, esta institución será la encargada de dar seguimiento a los programas de cooperación internacional y mantener la relación con las agencias internacionales. También destacó que gracias al despliegue de elementos en todo el país, tan solo el día de ayer fueron auxiliados 208 migrantes de diferentes nacionalidades, en 9 entidades.

El embajador Christopher Landau coincidió que es fundamental la cooperación para fortalecer la seguridad de las fronteras, porque no sólo se trata de atender el tráfico de personas, también se debe trabajar en conjunto con el tema de drogas y armas. Por ello agradeció el interés del gobierno mexicano en mantener reuniones de trabajo para atender estos temas.

A su vez, Mark Morgan expresó su disposición de trabajar de manera conjunta y celebró que este encuentro sea una oportunidad para mejorar los mecanismos de intercambio de información y tecnología para generar inteligencia que beneficie a ambas naciones. Admitió que esta cooperación ha permitido resultados sin precedentes, como una reducción migratoria de 65% hacia los Estados Unidos.

Asistieron a este encuentro Ian Sauders, comisionado asistente de Asuntos Internacionales; Robert L. Gross, agregado de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP); Julio César Sánchez Amaya, director general de Asuntos Especiales de la Secretaría de Relaciones Exteriores; Antonio López Díaz, director general de Control y Verificación Migratoria.

[email protected]

kg