San Cristóbal.- El ex presidente Vicente Fox calificó como 'vagos y baquetones' a los diputados que no han aprobado las cuentas públicas del segundo periodo de su gobierno.

Se trata de los mismos legisladores que acusaron de corrupción, opacidad, falta de rendición de cuentas y derroche el anterior sexenio. Las cuentas públicas que están pendientes son las del 2003 a 2006.

La que se aprobó a finales de abril fue la de 2002, en medio de fuertes disputas entre legisladores de los partidos Acción Nacional (PAN) y Revolucionario Institucional (PRI).

'Por vagos no las han aprobado, ahí están, no sé qué están esperando... pues que las saquen, yo no sé que están esperando, cual es el problema... Por vagos, cómo te puedes esperar cinco años, ocho años para aprobar una cuenta pública si ahí está presentada en tiempo y forma cuando lo marcó la ley, ahí están las cuentas', expuso.

'Son baquetones en el Congreso y no hacen el análisis de las cuentas, es problema de ellos, yo estoy tranquilo, absolutamente tranquilo", indicó Fox.

El ex mandatario también manifestó su preocupación por el caso de Aguascalientes, donde no se ha podido registrar al candidato a la gubernatura por el PAN, Martín Orozco.

'Debió haberse resuelto esto, ir con otro candidato, no entiendo por qué cuando la circunstancia marca ese impedimento se fue perseverante e insistente y necios en seguir adelante con algo que no iba a funcionar', expresó.

Sobre las encuestas que marcan una tendencia negativa a los candidatos de alianza y a los mismos candidatos del Partido Acción Nacional (PAN), pidió esperar a que inicien las campañas para ver una competencia más reñida.

No obstante, pronosticó un fracaso en las elecciones donde van en alianza con otros partidos.

'Yo ya he señalado mi impresión ahí, me temo que no van a funcionar, el ciudadano no compra estas revolturas sin tener una verdadera ideología atrás, sin tener valores, sin tener una propuesta de gobierno, así es que hay que ver en estas dos o cuatro semanas', dijo.

Por otra parte, Fox Quesada rechazó la ley antiinmigrante aprobada en Arizona.

Indicó que el gobierno de ese estado y sus legisladores se están equivocando, ya que no distinguen entre un inmigrante y un terrorista o criminal.

Señaló que la migración enriquece la economía y la cultura de las naciones, e indicó que esta medida la pueden lamentar a mediano y largo plazos.

'El propio estado de Arizona va a pagar un alto precio por esto, porque ellos necesitan a los migrantes, porque el estado necesita el ingreso de los turistas mexicanos, porque están rompiendo una relación de muy largo plazo que se había establecido entre los estados del norte de la República Mexicana con los estados del sur de los Estados Unidos', manifestó.

Vicente Fox hizo estos comentarios en el marco del Primer Festival Cultural Internacional España, que se lleva a cabo en el Centro Fox.

apr