El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard dio a conocer la mañana de este viernes que entre mayo y agosto disminuyó un 56% el flujo migratorio hacia Estados Unidos, como resultado de la estrategia implementada por el gobierno mexicano para atender el fenómeno de la migración.

Al presentar un informe de las medidas implementadas del Plan de Desarrollo y Migración, detalló que un total de 25,000 elementos de la Guardia Nacional participan en las acciones de migración y seguridad, y que hasta ahora sólo se han recibido siete quejas, por lo que se puede considerar un despliegue exitoso y con respeto a los derechos humanos.

En ese sentido resaltó que se han logrado tres cosas:

  • Recudir el flujo migratorio que ponía en tensión la política migratoria mexicana.
  • El respeto a los derechos humanos de los migrantes.
  • México da el ejemplo de que con poco dinero se podrían generar empleos en países como El Salvador, Honduras y Guatemala, lo que “es mejor que cualquier otra política” para atender la migración.

"México seguirá esa estrategia. No espero que haya una amenaza arancelaria porque hay una reducción (de la migración) del 56 por ciento. Urgimos al gobierno de Estados Unidos a respaldar la estrategia de México", afirmó Ebrard en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El próximo martes está programada una reunión entre Ebrard y funcionarios estadounidenses en Washington para revisar el acuerdo migratorio, que ya cumplió 90 días.

Presionado por las amenaza del presidente Donald Trump de imponer aranceles a productos mexicanos si el país no ayudaba a frenar la migración ilegal, México firmó en julio un acuerdo con Estados Unidos que incluía, entre otras cosas, reforzar su seguridad en zonas fronterizas.