La Fiscalía General de la República (FGR) abrió una carpeta de investigación sobre la toma clandestina de hidrocarburo hallada este martes en un inmueble de la colonia Anáhuac, alcaldía Miguel Hidalgo.

Por tratarse de un delito federal la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México reportó a la institución el descubrimiento en la alcaldía Miguel Hidalgo, para que se inicien las indagatorias correspondientes.

Durante el operativo, en el que no hubo detenidos, fueron asegurados 11 garrafones con gasolina con capacidad de 20 litros y 50 vacíos, así como tres tinacos, también vacíos, con capacidad de 3,000 litros.

En la bodega localizada en la calle Lago Garda, entre Lago Tus y Ferrocarril de Cuernavaca, los agentes de la SSC también hallaron varias tomas de gasolina conectadas a un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Luego de recibir una denuncia ciudadana sobre la operación de la toma, al lugar llegó el alcalde de la Miguel Hidalgo, Víctor Hugo Romo, y el director ejecutivo de Protección Civil y Residencia, además de personal de la Secretaría de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil de la Ciudad de México.

De acuerdo con un comunicado de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la capital del país, elementos de Pemex resguardan el sitio para salvaguardar la integridad de la población.