Los casos de Covid-19 han repuntado en el norte del país en las últimas semanas, en donde tres entidades: Coahuila, Nuevo León y Durango están en riesgo de regresar al semáforo rojo de máxima alerta por el virus. En caso de que la tendencia de aumento de infectados y hospitalizaciones se mantenga, estos tres estados se sumarían a Chihuahua que regresó a rojo desde el viernes pasado.

Coahuila

Fue uno de los primeros estados en registrar contagios de Covid-19 al inicio de la pandemia en el país, en febrero pasado.

Según datos de la Secretaría de Salud local, se puede observar que la saturación de camas generales ante Covid comenzó a aumentar desde el pasado 9 de octubre, cuando se registró una ocupación de 34.9%; un día antes, el 8 de octubre, la ocupación se ubicó en 33 por ciento.

A partir de esas fechas la ocupación de camas generales para Covid-19, uno de los principales indicadores para designar el color de una entidad, no ha dejado de aumentar.

Hasta ayer 25 de octubre, había 567 camas generales en Coahuila que estaban ocupadas de un total de 929 existentes, según datos de la Secretaría de Salud local.

En el caso de las camas con ventilador en la entidad, la situación es similar. Desde el 16 de octubre pasado, cuando se registró una ocupación de 23%, la tendencia no ha dejado de crecer.

Hasta ayer 25 de octubre, las autoridades de Coahuila reportaron que estaban ocupadas 108 camas con ventilador de las 270 que hay en el estado.

Con la misma fecha de corte, la Secretaría de Salud local contabilizó 32,627 casos de Covid-19 entre la población, de los cuales 1,876 se consideran como activos; además de registrarse 2,178 defunciones.

Torreón, Saltillo y Monclova son los tres municipios de Coahuila que registran la mayor cantidad de infecciones activas, con 546, 452 y 162 casos, respectivamente.

La semana pasada, después de una reunión del Subcomité de Salud de la Región Centro de Coahuila con motivo del repunte de casos en la entidad, se anunció que se buscará encarcelar a las personas que, pese a saber que son positivos al Covid-19, salgan a la calle.

La sanción de las que podrían ser objeto dichas personas, anunció Rodrigo Chaires Zamora, delegado de la Fiscalía General del Estado, irán desde tres meses de prisión hasta un año.

Otro de los acuerdos tomados es el cierre de panteones, que son regularmente visitados en Día de Muertos, lo anterior con el objetivo de bajar la movilidad.

La situación en Nuevo León y Durango

La semana pasada, en Nuevo León, el número de casos de Covid-19 repuntó de manera importante al registrarse más de 500 nuevos infectados positivos por día, según informaron las autoridades de salud de ese estado.

De acuerdo con los datos del gobierno local, hasta ayer 25 de octubre, el número de infectados por el virus llegó a 78,389, equivalente a 582 casos más que el sábado anterior.

Además de que se contabilizaron 4,381 decesos a causa del virus y había hasta ayer 25 de octubre, 1,304 personas hospitalizadas, equivalente a una ocupación por arriba de 50 por ciento.

El aumento en las hospitalizaciones comenzó a darse desde el 11 de octubre, día en el que se registraron 970 personas internadas en centros médicos de la entidad. Desde ese entonces, la cifra no ha dejado de crecer.

“¿Qué significa? Que se está incrementando el número de pacientes en los hospitales, que hay más contagios y que el sistema hospitalario se puede colapsar”, alertó el pasado viernes Manuel de la O Cavazos, secretario de Salud de Nuevo León, al presentar los datos sobre propagación del virus.

Las autoridades analizan imponer medidas más estrictas en la apertura de negocios y para reducir la movilidad de personas en la entidad.

Los municipios con mayor número de casos de coronavirus del estado son Monterrey (21,945), Guadalupe (10,614) y Apodaca (8,623).

Por su parte, en Durango, la cifra de infectados por Covid-19 llegó hasta este domingo, según datos del gobierno local, a 12,184, así como 796 defunciones.

Estas cifras equivalen a un aumento de 71 casos confirmados en las últimas 24 horas y seis defunciones más.

Los tres municipios con más casos son: Durango (6,437), Gómez Palacio (3,384) y Lerdo (909).

En cuanto a personas hospitalizadas, la Secretaría de Salud local informó que había hasta ayer 25 de octubre, 276, de las cuales 75 se reportaban como graves.

Desde el 11 de octubre pasado, cuando se registraron 107 personas hospitalizadas —cinco graves—, la cifra de personas internadas en centros de salud no ha dejado de crecer.

El gobierno de Durango comenzó a implementar nuevas medidas para limitar la propagación del virus en la entidad desde la semana pasada, entre las que se encuentran reducir el aforo a 50% del transporte público; los restaurantes y bares deben cerrar a las 10 de la noche; se prohibió la celebración de matrimonios civiles, se cerraron espacio recreativos y centros turísticos, además de que se instó a reorganizar turnos en las oficinas en la entidad.

Chihuahua regresa a alerta máxima

La entidad gobernada por Javier Corral contabilizó hasta el sábado pasado un total de 22,756 casos de Covid-19 y 1,776 defunciones.

Los municipios con mayor número de casos son Juárez, Chihuahua y Delicias con 11,868, 5,680 y 1,099 casos, respectivamente.

Ante el regreso al semáforo rojo, el gobierno de Chihuahua anunció el cierre de restaurantes en su servicio para comer en el lugar, se cerraron los centros comerciales,  los cines, entre otros establecimientos.

En cuanto a los trabajos considerados como esenciales, se indicó que las empresas dedicadas a manufactura aeroespacial y automotriz podrán operar sólo con hasta 60%  de sus trabajadores, los cuales deberán ser repartidos en los diferentes turnos.

En esta entidad, las autoridades sanitarias han alertado que en los municipios de Juárez y Delicias los hospitales destinados para atender a pacientes con Covid-19 se encuentran a 100% de su capacidad.

Hasta el sábado pasado había unas 750 personas hospitalizadas por complicaciones con la enfermedad, una cifra récord desde que inició la pandemia.

En Chihuahua, el aumento de hospitalizaciones se ha registrado desde finales de septiembre, ya que el día 30 de ese mes se contabilizaron 258 hospitalizados; este dato comenzó a crecer desde entonces.

Edil electo fallece por Covid-19

Una semana después de las votaciones en Hidalgo para renovar ayuntamientos, el presidente municipal electo de San Agustín Tlaxiaca, Héctor Felipe Hernández González (PRI), perdió la vida tras contraer Covid-19.

A través de redes sociales, actores políticos como el gobernador Omar Fayad, así como la dirigente estatal del tricolor, Érika Rodríguez, confirmaron la noticia al expresar sus condolencias a los familiares.

“Lamento el sensible fallecimiento del presidente municipal electo de San Agustín Tlaxiaca, Héctor Felipe Hernández González; hombre de trabajo y con vocación de servicio”, escribió el gobernador en Twitter. (Arizbet García)

hector.molina@eleconomista.mx