La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) rechazó las provocaciones y la violencia de donde provengan, en referencia al paro de actividades que un grupo minoritario de alumnos, apoyado por personas ajenas al plantel 2 de la Escuela Nacional Preparatoria, mantiene desde el 27 de noviembre.

Además, informó que ya se presentaron ante la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México las denuncias correspondientes por las lesiones causadas a un miembro de la comunidad académica, derivado de los hechos ocurridos este lunes en la explanada de la Torre de Rectoría.

En un breve comunicado, la UNAM añadió que también se presentaron denuncias por los daños ocasionados al patrimonio universitario.

La máxima casa de estudios añadió que su personal de vigilancia detuvo a dos de los presuntos responsables de las agresiones y los consignó ante las autoridades correspondientes.

“Esta casa de estudios rechaza los métodos violentos, como los empleados durante el desalojo del cuerpo directivo del plantel el 27 de noviembre pasado, así como los perpetrados hoy por un grupo de encapuchados a las puertas de la Rectoría, y refrenda su vocación de dirimir las diferencias a través del diálogo y la concertación”, destacó.

En un comunicado, detalló que funcionarios de la Rectoría y de la Dirección General de la Escuela Nacional Preparatoria se han reunido con integrantes del Consejo Interno y con profesores de la Preparatoria 2, así como con padres de familia de alumnos de iniciación universitaria y de bachillerato de ese plantel.

Sujetos encapuchados llegaron este lunes hasta Rectoría para exigir la destitución de la directora de la Preparatoria número 2 de la UNAM y lanzaron artefactos contra el inmueble.