El gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador nos ha dejado solos con los problemas de la frontera, aseveró el presidente municipal de Tijuana, Juan Manuel Gastélum.

En entrevista, el alcalde planteó que los tijuanenses son respetuosos de lo que el gobierno de Estados Unidos haga o diga a sus ciudadanos. Lo que realmente les preocupa es que la administración federal en México no esté volteando a ver a la frontera norte del país.

“Pregúntame qué ha hecho el gobierno federal para ayudarnos, ahí puedo decir que nada. Nos dejó con una deuda grandísima con motivo de la llegada de migrantes”, expuso.

Luego, dijo, el gobierno los trae “de la ceca a la meca” con que se regresarán decenas de migrantes mexicanos, pero también de otros países de Sudamérica, lo cual genera problemas para los municipios fronterizos.

Expresó que no les molesta el regreso de esos connacionales, sino que el gobierno federal no ha aclarado cómo va a atender a esos migrantes, si se les darán oportunidades de empleo, así como servicios de vivienda y salud.

“Más que preocupado en qué diga el señor Donald Trump o qué no diga, mejor me ocupo en provocar que el gobierno mexicano voltee a ver a Tijuana, que debe saber que Tijuana también es México, Tijuana no es una ínsula en el país, es México y tienen que ayudar, que se pongan las pilas, si no que no estén molestando”.

El también exdiputado federal puntualizó que urge que el gobierno federal no vuelva a dejar solos a Tijuana y a los municipios de la frontera con los problemas que genera esa franja de más de 3,000 kilometros de longitud.

El gobierno federal no voltea para acá, ¿pues qué le pasa? lo peor del caso es que los nuevos funcionarios federales, delegados federales y superdelegados están callados. Criticábamos antes al PRI porque los funcionarios se callaban (...) Es la misma situación aquí en Tijuana.

Indicó que además de plantear la implementación de programas para integrar a los migrantes, es necesario crear un fondo de migración en el que los municipios puedan disponer de recursos que les permitan atender a los migrantes.

Sostuvo que el hecho de que Estados Unidos esté recurriendo a México como tercer país seguro de facto no fue una decisión unilateral del gobierno estadounidense, pues es claro que para que haya un convenio se requiere de dos partes.

Hay buen trato entre ciudades fronterizas

El alcalde de extracción panista señaló que la relación entre autoridades de las ciudades fronterizas de ambos países es de colaboración, respeto y coordinación.

En ese sentido, destacó que la línea fronteriza los ha llevado a convivir a diario, por lo que incluso cuentan con memorándum de entendimiento para trabajar juntos en materia de seguridad.

Nos dan experiencia ellos, nosotros les damos experiencia, ahí yo veo que no se ha roto para nada el buen tratado con los estadounidenses, para nosotros la línea siempre ha existido, el cerco siempre ha existido.

Expuso que la relación de trabajo y amistad entre los municipios de la frontera norte de México y los condados estadounidenses se da en un marco de respeto, siempre salvaguardando la competencia federal en materia de relaciones exteriores y asuntos fronterizos, nunca brincándose las “trancas”.

Planteó que no ve mal la actitud del presidente López Obrador de no enfrentar al presidente Donald Trump, a pesar de que el republicano insiste en la construcción de un muro en la frontera compartida.

“Los pleitos y la confrontación a nada nos llevan, yo debo reconocer que el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, ha tratado de llevar mucha mesura en la relación, yo creo que es bueno, no tiene nada de malo, pero al final de cuentas convivimos en un mismo mundo, no veo yo matices de rendición ni matices de doblegación”.

[email protected]