El jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, recibió a embajadores de la Unión Europea, con quienes intercambió perspectivas de desarrollo que comparten sus naciones con la capital del país.

En el Antiguo Palacio del Ayuntamiento, Ebrard Casaubon, acompañado por la directora de Relaciones Internacionales del Distrito Federal, Francesca Ramos Morgan, explicó las acciones que su administración ha emprendido en materia de seguridad.

Detalló la instalación de 10,300 cámaras para monitorear la ciudad así como la reestructuración de la policía.

A su vez, la representante de la Unión Europea, Marie-anne Coninsx, resaltó el interés que la región y la ciudad de México comparten en el combate al calentamiento global y ratificó la importancia de la Cumbre de Alcaldes Contra el Cambio Climático, efectuada en noviembre del año pasado.

Respecto al tema, e l jefe de gobierno recordó el Pacto de la Ciudad de México, en el que más de 180 ciudades se comprometieron a disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero como una estrategia para reducir riesgos por el calentamiento global.

Hemos invertido recursos para evitar los principales riesgos derivados del calentamiento global, como el cambio en el patrón de lluvias, sin embargo, es necesario que todos las naciones lleven a cabo acciones para frenar dicho proceso .

Los embajadores pidieron a Ebrard Casaubon que detallara la manera en que se aplican los derechos humanos y los programas sociales en la ciudad de México para combatir la desigualdad entre los sectores más vulnerables.

A lo que el jefe de gobierno precisó que en la capital del país se trabaja para todos, sin embargo, se presta particular atención a los grupos en situación vulnerable.

EISS