El juez 25 penal del Reclusorio Preventivo Oriente sentenció a 100 años de cárcel cada uno a dos hermanos acusados de privar de la libertad a mujeres y atacarlas sexualmente a bordo de un taxi.

La Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal informó que Eduardo y Juan López Montoya son responsables de los delitos de secuestro exprés agravado y violación equiparada, por lo que también deberán pagar una multa de 777,120 pesos.

En un comunicado, la dependencia precisó que las pruebas presentadas por el agente del Ministerio Público en la causa penal número 273/2013 demostraron que la forma de operar de esos sujetos consistía en dar servicio de taxi.

Consta en el expediente que una vez a bordo del automotor, las afectadas señalaban al chofer su destino, pero calles adelante detenía la marcha para que su cómplice subiera a la unidad y las amagara con un arma de fuego.

Posteriormente, las obligaban a entregar sus pertenencias y sacar dinero de sus cuentas en cajeros automáticos, finalmente los hermanos las violaban y escapaban.

De esta forma, los ahora sentenciados atacaron a cuatro mujeres que solicitaron el servicio del taxi en calles de las delegaciones Cuauhtémoc e Iztacalco, en enero y febrero de 2013.