Cientos de mujeres han salido a marchar como forma de protesta a los altos niveles de feminicidios que se registran en México y que fueron detonadas, en esta ocasión, por el asesinato de Ingrid Escamilla, a manos de su pareja sentimental.

El homicidio de la joven mujer causó conmoción entre diversos grupos feministas tras la filtración y publicación en medios de comunicación de fotografías del cuerpo. Ante ello, diversos colectivos llamaron a no revictimizar con la difusión de dichas fotografías.

El sábado, se realizó una manifestación en las inmediaciones del departamento en donde fue encontrada sin vida Ingrid, en la alcaldía de Gustavo A. Madero en la capital.

A la congregación acudieron familiares de Ingrid así como de Josselin Hernández González, quien fue encontrada la semana pasada, también sin vida, en el municipio de Ecatepec.

Las manifestantes exigieron que se haga justicia por las miles de mujeres asesinadas en el país, además de pedir que las autoridades realicen el trabajo que les corresponde para dar con los culpables de los casos.

“Son muchas las mujeres que están muriendo y la sociedad y las autoridades no podemos dejar que siga sucediendo. Son nuestras mujeres, nuestras hermanas, nuestras hijas, nuestras madres, no somos una, somos muchas. Ya murió Ingrid, hoy es Josselin, ¿cuántas más tienen que morir?”, enfatizó Ericka González, familiar de Josselin Hernández González.

No obstante, tras las manifestaciones, un nuevo hecho de violencia se registró en la capital.

La Fiscalía de la Ciudad de México informó del hallazgo del cuerpo de una niña de entre siete y nueve años en una bolsa de plástico en las inmediaciones de la colonia Los Reyes en la alcaldía Tláhuac, derivado de lo cual se activaron los protocolos para atender un presunto delito de feminicidio.

Las protestas contra la violencia de género se han suscitado en diversos sitios que van desde Palacio Nacional, hasta las inmediaciones del periódico La Prensa o eventos del presidente Andrés Manuel López Obrador.

[email protected]