En conmemoración del Día internacional para poner fin a la impunidad de los crímenes contra periodistas, el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) exhortaron a las autoridades a garantizar la protección de periodistas y respetar la libertad de expresión.

Durante el foro "El Periodismo de Investigación y el Derecho de Acceso a la Información Pública" el representante de la Oficina de la Unesco en México, Frédéric Vacheron, señaló que entre 2010 y 2019 cerca de 900 periodistas fueron asesinados en el mundo, de los cuales 150 fueron asesinados en los últimos dos años.

“Cuando las agresiones a los periodistas se mantienen impunes, se envía un mensaje negativo, es decir, cuando se cuentan verdades o expresan opiniones indeseadas puede poner en problemas a las personas que ejercen esta profesión, pero también a individuos que no ejercen el periodismo quienes son víctimas por expresar sus opiniones”, dijo.

Vacheron explicó que en el caso de México, entre 2010 y 2019 la Unesco ha registrado 93 periodistas asesinados y la tasa de impunidad es de 85%, es decir, solo 14 del total de homicidios fueron resueltos.

Agregó que las y los comunicadores mexicanos están siendo asesinados por investigar casos de corrupción, trata de personas, delitos políticos, así como violaciones de derechos humanos y ambientales.

Aclaró que la muerte no es el único riesgo que vulnera la integridad de periodistas, ya que se registran altos índices de amenazas, acoso, secuestros, encarcelamientos y despidos injustificados, dijo, “si bien en 2019 se registró el menor número de muertes de periodistas en la década, otro tipo de ataques continúan a un ritmo alarmante”.

Recordó que la Secretaría de Gobernación informó que de enero a mayo de este año se registraron más de 250 agresiones contra personas defensoras de derechos humanos y periodistas.

Añadió que a los riesgos que ponen en peligro la integridad física, se suma la precariedad laboral, falta de seguridad social, retos de desigualdad de género, cierre de medios locales y un entorno de desinformación creciente.

Por su parte, el director regional de Artículo 19, Leopoldo Maldonado, alertó que México se coloca en los primeros lugares a nivel mundial de letalidad de periodistas y señaló que desde la organización se mantiene un registro de una agresión contra comunicadoras y comunicadores cada 11 horas.

En su intervención, la comisionada del INAI, Blanca Ibarra, mencionó que de acuerdo con cifras de la ONU por cada diez asesinatos de periodistas, uno queda impune y enfatizó que los Estados mantienen la deuda de garantizar que el ejercicio del periodismo sea con perspectiva de derechos humanos y protegiendo la integridad de las y los comunicadores.

“A pesar de la relevancia del ejercicio efectivo de la libertad de expresión para que las democracias se fortalezcan, persisten síntomas de acoso, amenazas y hostigamiento, así como desprestigio contra los periodistas y medios de comunicación”.