En 2009 México ocupaba el lugar 89, mientras que en 2010 ocupó el lugar 98, en 2011 cayó al lugar 100. Hoy en día el Índice de Percepción de la Corrupción 2012 de Transparencia, ubica al país en el lugar 105 con una calificación de 34 puntos, mientras que países como Chile y Uruguay están en la posición 20 con una calificación de 72 puntos.

Buena parte de América Latina quedó sepultada en un ranking que mide la percepción de corrupción en el mundo, obteniendo puntuaciones menores al promedio global y en algunos casos cerca de niveles de países en conflicto, dijo Transparencia Internacional.

Venezuela y Paraguay son percibidos como los países más corruptos de la región, no muy lejos de Somalia, Corea del Norte y Afganistán, que son los peores en el Indice de Percepción de la Corrupción 2012 que evalúa a 176 naciones.

El resto de la región se encuentra atrapada en la mitad más baja del índice, en el que pesa la percepción que tiene la gente de los sobornos, el abuso de poder o los acuerdos de autoridades por debajo de la mesa.

Corrupción mundial

Latinoamérica ha vivido un auge económico durante la última década que ayudó a reducir el nivel de pobreza, pero aún sigue siendo una de las regiones con mayores desigualdades del mundo.

Una extendida corrupción acentúa las desigualdades, debilita a las democracias, incita a la violencia y da pie para que el crimen crezca, según especialistas de Transparencia Internacional.

"Los resultados del Índice de Percepción de la Corrupción 2012 demuestran que las sociedades continúan pagando el alto costo que supone la corrupción", dijo Huguette Labelle, presidenta de Transparencia Internacional en un comunicado.

Para lograr mayor transparencia, el estudio recomendó que las instituciones públicas y los funcionarios rindan cuentas de forma más rigurosa.

El Índice de Percepción de la Corrupción es elaborado por Transparencia Internacional en base a encuestas y evaluaciones de distintas instituciones sobre cómo la corrupción en el sector público es percibida en los países, con una puntuación que considera a 0 como el más corrupto hasta 100 como el más limpio.

Con información de Reuters

mac