El sector comercio, servicios y turismo de México promueve con su contraparte estadounidense -la Cámara de Comercio en Estados Unidos- se realicen reformas legales en su país que impidan el uso indiscriminado de armas por parte de la población que existe en la gran mayoría de entidades de ese territorio.

Jorge Dávila Flores, presidente de la Concanaco-Servytur, pugnó por una legislación que regule de manera más adecuada el uso de armas en el vecino país, lo cual permitiría disminuir sustancialmente el tráfico que prevalece hacia México y otras naciones, toda vez que ese país está considerado como el principal productor de armamento del mundo.

Para nadie es un secreto que Estados Unidos es el principal abastecedor de armamento para las bandas del crimen organizado que operan en México y en otros países del continente, por lo que una regulación y controles estrictos coadyuvarían a que cada vez muera menos gente inocente , expresó el dirigente empresarial.

Recientemente, la Concanaco signó un convenio con sus homólogos en EU y pronto lo hará con los empresarios de Canadá, con el fin de impulsar leyes, reformas y líneas de trabajo en beneficio de los tres países, en materia económica, política y social.

De esta forma, el líder empresarial consideró que la Cámara de Comercio de Estados Unidos y la Cámara de Comercio México-EU podrían utilizar sus contactos con congresistas estadounidenses para que modifiquen la legislación y se impida la compra-venta indiscriminada que existe en la gran mayoría de su territorio.

Agregó que es momento de reflexión para EU, para que se den cuenta de que la fácil adquisición y uso de armamento entre sus ciudadanos está propiciando actos de barbarie, como el cometido por el psicópata de Denver.

politica@eleconomista.com.mx